Temas Especiales

04 de Mar de 2021

Deportes

Entre la espada y la pared, la ‘sele’ se aferra a un milagro

PANAMÁ. Con la obligación de vencer a Estados Unidos y esperanzados en que Costa Rica nos ‘dé una manito’ y derrote a México, la selecci...

PANAMÁ. Con la obligación de vencer a Estados Unidos y esperanzados en que Costa Rica nos ‘dé una manito’ y derrote a México, la selección nacional espera obtener el cupo para el repechaje en la última fecha de las eliminatorias de la Concacaf para el Mundial de Brasil 2014.

El equipo panameño, que suma ocho puntos, espera llegar a 11 unidades y superar a México (11) por la diferencia de goles.

Es un panorama difícil para el equipo panameño, pero como decía ‘‘Kalimán’’ (personaje de una tira cómica de la mitología griega), mientras haya vida, hay esperanza.

Al tratarse de la última fecha de esta eliminatoria, los tres partidos (Jamaica-Honduras, Costa Rica-México y Panamá-Estados Unidos) se jugarán de manera simultánea para evitar que algún equipo tenga ventaja.

La derrota que sufrió Panamá el pasado vienes ante México 2-1 dejó al equipo respirando con una mascarilla.

Al final de la hexagonal de la Concacaf, el técnico Julio Dely Valdés al fin reconoció que a Panamá solo le sirve ganar.

‘Hoy tenemos que ganar y creo que no hay más nada que decir’, señaló el técnico nacional durante la rueda de prensa ofrecida ayer.

El último entrenamiento del equipo panameño fue bajo un hermetismo total, a puerta cerrada.

En el equipo estadounidense, que entrenó en la mañana, después que lo hizo el equipo panameño, todo era diferente.

Con su boleto asegurado para el Mundial de Brasil, los jugadores norteamericanos lucían alegres y sonrientes.

HABLAN LOS TÉCNICOS

El técnico Julio Dely Valdés aceptó que la obligación de ganar y esperar otro resultado puede causar cierta ansiedad en los jugadores, pero mencionó que ve al equipo tranquilo y optimista.

Para el técnico, la derrota ante México ya quedó atrás y ahora se enfoca en lograr el triunfo.

Con respecto al partido entre Costa Rica y México, Dely dijo que el equipo tico está clasificado, pero no ha tenido la oportunidad de celebrar con su público.

‘Esperamos que derroten a México y puedan celebrar con su público’, mencionó el timonel panameño.

Agregó que el equipo debe cometer menos errores que ante México, y además deben ser efectivos en el ataque.

Por su parte, el técnico de Estados Unidos, el alemán Jurgen Klinsmann, dejó claro que no regalará nada a Panamá, aunque ya estén clasificados al Mundial.

‘Estamos felices porque clasificamos. Vamos a salir al terreno a dar espectáculo. No venimos a hacerle regalos a Panamá’, señaló el técnico en una improvisada rueda de prensa en el estadio Rommel Fernández.

Klinsmann sostuvo que sabe de la necesidad que tienen México y Panamá, pero reiteró que su equipo viene por el triunfo.