Temas Especiales

31 de Oct de 2020

Fútbol

Piernas que se mueven al ritmo de los millones

La versión 20 de los mundiales de fútbol incrementó el valor de algunos futbolistas, mientras que otros dejaron de brillar

Piernas que se mueven al ritmo de los millones
El portugués, Cristiano Ronaldo.

Las 32 selecciones que asisten a una Copa Mundial tienen como principal anhelo, sin duda, coronarse campeones.

Si bien algunas de ellas parten como favoritas por sus logros en pasadas ediciones y desempeños previos al certamen, otras solo llegan a la cita para participar con la etiqueta adelantada de ‘cenicientas’.

Pero, más allá de la rivalidad dentro del terreno de juego, la cita mundialista se presenta como la mayor vitrina de los jugadores para alcanzar un valor dentro del mercado del fútbol. Ellos, son las perlas y diamantes expuestas en un rectángulo de color verde que luego se disputan los dueños de los más prestigiosos clubes del mundo.

En la pasada Copa, desarrollada en Brasil, algunos jugadores que no gozaban de mayor fama antes del evento, incrementaron su valor a punta de patadas, mientras que otros de gran reconocimiento mundial, se depreciaron.

El colombiano James Rodríguez fue el jugador que más aumentó su valor de mercado tras Brasil 2014, con un incremento del 44 % en su cotización profesional, según un estudio divulgado por la consultora brasileña Pluri, especializada en análisis económicos deportivos.

El portugués Cristiano Ronaldo, a su vez, fue el jugador que perdió más cotización.

James, máximo anotador y autor del mejor gol del Mundial, empezó la competición en el puesto 24 en la lista de los 50 futbolistas de mayor valor de mercado entre los que disputaron el Mundial y terminó en la sexta posición, con un precio de mercado de 53,6 millones de euros (75.8 millones de dólares), según Pluri.

Sin embargo, el volante colombiano tuvo un traspaso del Mónaco de Francia al Real Madrid de España por 80 millones de euros (108 millones de dólares).

El traspaso del ‘10’ colombiano es ya la quinta transferencia más costosa de la historia del fútbol.

El mismo Real Madrid pagó al Manchester United 96 millones de euros ($129 millones) por Cristiano Ronaldo, en el 2009, la más costosa de la historia.

El club merengue ha demostrado que no escatima gastos para tener en su nómina a los cracks del balompié y tampoco dudó en desembolsar 91 millones ($122 millones) por el galés Gareth Bale.

Barcelona FC, también español, acérrimo rival de los ‘madridistas’, compite también en el departamento de fichajes. En 2013, se hizo con el popular brasileño Neymar por 86.2 millones ($115 millones), suma pagada al Santos de Brasil, y recientemente pagaron al Liverpool 81 millones ($109 millones) por el delantero uruguayo Luis Suárez, a pesar de los ‘mordiscos’.

El segundo jugador que experimentó mayor valor tras el Mundial 2014 fue el alemán André Schurrle (+34%), seguido del colombiano Juan Cuadrado (+32 %) y el francés Paul Pogba (+27%).

Según la consultora Pluri, no hubo cambios en la clasificación de los cinco jugadores con mayor precio de mercado.

La lista la continúa liderando el argentino Lionel Messi, con 135,2 millones de euros ($182 millones); por delante del portugués Ronaldo, con 98.1 millones de euros ($131 millones) y de Neymar, con 70.1 millones de euros ($94 millones).

Al revisar las devaluaciones, CR7 encabeza la clasificación. Con una depreciación del 7%, Ronaldo fue el jugador que más perdió en términos individuales, con 7.2 millones de euros ($9.6 millones) menos y acabó la competición con un valor de mercado de 98.1 millones de euros ($131 millones). Por otro lado, los jugadores que perdieron mayor valor de mercado fueron el italiano Mario Balotelli (-14 %), el brasileño Hulk (-10 %) y el español Cesc Fábregas (-9 %).

A NIVEL DE SELECCIONES

La selección española, que llegó a Brasil como campeona, era el equipo con más jugadores en la lista de los 50 más valorados de Pluri.

El mal desempeño en la cita mundial del seleccionado ibérico lo desplazó a favor de Alemania, el nuevo campeón. Los teutones encabezan ahora la lista, con diez jugadores en el top 50, tres más que al comienzo del Mundial.

La consultora brasileña emplea un software propio con instrumentos estadísticos y econométricos que toman en cuenta 77 criterios diferentes, como la edad, la disciplina, el espíritu de equipo o el nivel de las competiciones en las que juega cada deportista.

Sin duda, la danza de los millones de dólares alcanza su éxtasis cada cuatro años, con los resultados de las cita mundialista.