Temas Especiales

01 de Jun de 2020

Economía

Buscando los mejores precios

PANAMÁ. Sobre el costo de la canasta básica se tejen muchas teorías y posiciones. Por un lado, el gobierno dice que el costo de la misma...

PANAMÁ. Sobre el costo de la canasta básica se tejen muchas teorías y posiciones. Por un lado, el gobierno dice que el costo de la misma ha bajado. Otros, investigan y dan tips para saber dónde está más barata. La postura de los consumidores es que la canasta básica sube de precio cada día y que el dinero no alcanza.

Los productores argumentan que el alto costo de la gasolina y de los insumos agrícolas los obligan a vender más caro lo que producen.

El pasado mes de abril, el Ministerio de Economía y Finanzas anunció la última alza en el precio de los productos de la canasta básica: su costo actualmente es de B/.273.19 mensuales. Contrastado con el salario mínimo aprobado en diciembre de 2009 —que oscila entre 357 y 416 dólares—, queda un promedio de 114 dólares para los otros gastos: casa, educación, transporte, entre otros.

Según datos recabados, entre los años 2006 al 2010 la canasta subió 67.46 dólares.

AYUDA O PERJUICIO

Fredeslinda Continy, una trabajadora, dice que de nada le ha servido el aumento que recibió, pues cada vez que va al supermercado, los precios están más y más altos. ‘Lo poquito que me aumentaron se me va en impuestos y en comida’.

Para Luis Tejada, un padre de familia responsable de un hogar de cuatro miembros, el aumento de salario no ha representado mejoras en la casa, ‘más bien ahora es menos lo que podemos comprar, a pesar de tener más ingresos’, dice.

‘Si se calcula el precio de la canasta básica con el aumento que dio el gobierno, dígame usted, cómo hago para pagar luz, agua, medicinas, transporte, educación’, indicó Tejada.

POSIBLES CAUSAS

Según los analistas, una de las posibles causas del aumento de los alimentos tiene que ver con la escasez de algún producto y en Panamá ese no es el caso.

No se puede dejar de mencionar los problemas climáticos, como los fenómenos conocidos como El Niño y La Niña, las inundaciones, las sequías y algunas plagas, que pueden afectar considerablemente el cultivo de productos agrícolas y la ganadería, según explicaron los analistas.