Temas Especiales

29 de Mar de 2020

Economía

UE investiga posible monopolio

BRUSELAS. El organismo antimonopolios de la Unión Europea (UE) investiga si la política de los estudios de cine estadounidense de vender...

BRUSELAS. El organismo antimonopolios de la Unión Europea (UE) investiga si la política de los estudios de cine estadounidense de vender los derechos de transmisión a las televisoras europeas de pago para un solo país es perjudicial para la competencia.

Los estudios suelen incluir cláusulas en sus contratos con las televisoras europeas de pago limitando los derechos de transmisión a un solo país en lugar de los 28 que integran la UE. La Comisión Europea, el brazo ejecutivo de la UE, dijo ayer que investiga la legalidad de dicha cláusula.

‘Dichas previsiones quizá sean una infracción a las normas antimonopólicas de la UE’, dijo el comisionado Joaquín Almunia, director del bloque antimonopólico. ‘Más y más ciudadanos europeos ven películas, usan los servicios de televisión por pagos vía satélite y cada vez más disponibles por internet’, agregó a los reporteros en Bruselas.

ESTUDIO

La investigación incluye a los estudios Warner Bros., de Time Warner Inc; NBC Universal de Comcast Corp.; Paramount Pictures de Viacom Inc. y Sony Pictures.

Otro estudio investigado, Twentieth Century Fox, forma parte de 21st Century Fox Inc., controlada por Rupert Murdoch que tiene además importantes participaciones en la televisión europea de pago, como la británica BSkyB, Sky Italy y Sky Germany.

TERRITORIALIDAD

Los contratos que garantizan ‘protección territorial absoluta’ podrían obligar a las televisoras como la francesa Canal Plus, la española DTS y los canales de Sky a rechazar suscriptores de otras naciones de la UE, según la Comisión.

El problema reside en si un suscriptor de un canal de televisión por pago alemán puede ver su contenido de películas cuando usa una laptop mientras se encuentra de vacaciones en otra nación de la UE, indicó.

‘O si vive en Bélgica y desea suscribirse a un servicio de televisión por pago en España, quizá no pueda hacerlo si existe una absoluta exclusividad territorial’, dijo Almunia.

Empero, Almunia especificó que la investigación no pone en duda todas las formas de limitaciones territoriales y no apunta a introducir contratos europeos en lugar de nacionales.

La Comisiódn no tiene un plazo legal para completar su investigación antimonopólica. Si descubre violaciones a la ley de competencias, puede imponer a las firmas multas en proporción a las ventas anuales de los productos relevantes, con un límite del 10% de los ingresos anuales de una firma.