Temas Especiales

16 de Jan de 2021

Economía

ANIP no recauda lo presupuestado

La Autoridad Nacional de Ingresos Públicos (ANIP) incumplió las metas de recaudación

La Autoridad Nacional de Ingresos Públicos (ANIP) incumplió las metas de recaudación tributaria presupuestadas para los primeros tres meses del año en curso.

La entidad dirigida por Luis Cucalón tenía planificado percibir 1,372 millones de dólares en ingresos corrientes, pero se recaudaron solo 1,165 millones de dólares.

METAS FALLIDAS

En los primeros tres meses del año, la ANIP recaudó 207 millones menos de lo presupuestado, 15.1% por debajo de la meta.

Los tributos que registraron los montos más importantes de incumplimiento fueron el Impuesto Sobre la Renta (ISR), el Impuesto de Transferencia de Bienes Muebles y Servicio (ITBMS) y el Impuesto Selectivo al Consumo (ISC).

En el caso del ISR, se recaudó 150 millones de dólares menos que lo presupuestado; del ITBMS, 20.9 millones menos; y del ISC, 13.8 millones menos. (Ver tabla)

El plan inicial era recaudar 595.4 millones de dólares en ISR, 349.6 millones en ITBMS y 93.4 millones de dólares en ISC, según las estimaciones de la ANIP.

IMPACTO

El impacto se verá reflejado directamente en las finanzas públicas. Los 207 millones de dólares menos en recaudación se traducen en igual cantidad de recursos que no existirán para financiar el presupuesto de la Nación del 2014. Esto se debe a que el presupuesto de ingresos se utiliza para financiar el presupuesto de gastos del Estado.

‘Fueron (la ANIP) muy optimistas en sus estimaciones’, afirmó el expresidente del Colegio de Economistas de Panamá. ‘Ahora, la próxima administración tendrá que ser más conservadora en su proyección de ingresos y más disciplinada en los gastos e inversiones’, acotó.

Para Quintero, la ANIP cometió dos pecados mortales: los reavalúos y la Ley 120, que cambiaba el sistema de renta territorial de Panamá por uno de renta mundial.

‘(El gobierno) esperaba recaudar 400 millones de dólares en impuestos de inmuebles’, señaló el abogado tributarista Camilo Valdés. ‘Ha habido un mal manejo por parte del gobierno saliente, específicamente con la Ley 120 (que cambia el sistema de renta territorial) y la Ley 47 (que regula las acciones al portador)’, añadió.

Valdés opina que los cambios en la legislación panameña pueden haber generado ‘temor’ en inversionistas de sociedades anónimas que pueden haber decidido redomiciliarse en otro país, reduciendo la cantidad de impuestos recaudados.

Otro factor importante ha sido que la economía panameña ha tenido un crecimiento menor al 6.5% previsto.

DOS CARAS DE LA ANIP

El trabajo de la ANIP ha sido fuertemente criticado durante los últimos cinco años. Sin embargo, tanto Quintero como Valdés reconocen que se han hecho cambios positivos. A pesar de no cumplir con el objetivo presupuestado, la ANIP ha logrado aumentar el monto total de los ingresos tributarios y mejorar los mecanismos de recaudación a través de un sistema de información cruzada.