Temas Especiales

25 de Nov de 2020

Internacional

Fuerzas yemenitas repelen marcha de protesta hacia palacio presidencial

Una brigada de las fuerzas de seguridad impidió hoy que una manifestación masiva de opositores al régimen llegara al Palacio Presidencia...

Una brigada de las fuerzas de seguridad impidió hoy que una manifestación masiva de opositores al régimen llegara al Palacio Presidencial en la capital de Yemen, Saná, lo que ocasionó heridas a muchas personas y el arresto de unas 120, incluido un camarógrafo de Xinhua.

Los manifestantes demandaban el derrocamiento del presidente Ali Abdullah Saleh y la expulsión de sus familiares de los cargos más importantes en las fuerzas armadas y en los cuerpos de seguridad. El hijo mayor de Saleh, Ahmed Ali, encabeza a las fuerzas especiales.

"La gente tiene una demanda, el derrocamiento de Saleh junto con sus familiares en las fuerzas armadas", gritaban los manifestantes cuando se aproximaban al Palacio Presidencial después de salir en grandes número de la Universidad de Saná.

Los manifestantes también gritaban lemas como "El pueblo quiere que caiga el régimen. Después de Mubarak toca el turno de Saleh".

Un gran número de fuerzas de seguridad fue desplegado en la calle de Hadda, a unos cinco kilómetros del Palacio Presidencial. Las fuerzas golpearon a los manifestantes con piedras, porras eléctricas y con las cachas de los rifles.

El camarógrafo de Xinhua estuvo detenido durante tres horas antes de ser liberado.

Unos 2.000 partidarios del gobierno se reunieron en la plaza Al-Tahrir en el centro de Saná. Los manifestantes bloquearon todas las calles que conducen a la plaza para impedir el ingreso de los opositores a la misma, dijo a Xinhua un miembro del partido gobernante.

La gran manifestanción de protesta en Saná se llevó a cabo de forma simultánea a otra marcha antigubernamental de unas 5.000 personas en la provincia sureña de Taiz.

Por otra parte, los líderes opositores emitieron una declaración hoy para expresar su aceptación a la iniciativa de reforma política ofrecida por Saleh a principios de este mes. En la oferta, Saleh dijo que dimitirá en 2013 y que no transferirá el poder a su hijo.

Saleh, quien ha estado en el poder durante más de 30 años, hizo las concesiones a la oposición el 2 de febrero después de la propagación de los disturbios árabes.