La Estrella de Panamá
Panamá,25º

17 de Oct de 2019

América

Crisis en Nicaragua llega a 26 días y con 54 muertos

Nuevos enfrentamientos en la ciudad de Masaya dejaron dos víctimas mortales y más de cuarenta heridos, según la Cruz Roja.

La ciudad de Masaya, a poco más de 25 kilómetros al sureste de Managua, amaneció sumida en el caos y la destrucción tras los enfrentamientos ininterrumpidos que se produjeron entre agentes antimotines y turbas sandinistas en contra de los manifestantes.

El domingo, Nicaragua cumplió 26 días de una crisis que ha dejado al menos 54 muertos, causada por multitudinarias manifestaciones a favor y en contra del mandatario Daniel Ortega, que iniciaron con protestas en contra de unas reformas a la seguridad social y que continuaron debido a las víctimas mortales de los actos represivos, informa la agencia Efe .

Activistas del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos se trasladaron a Masaya para determinar el número de muertos y heridos tras los violentos enfrentamientos.

Gonzalo Carrión, director jurídico de la institución, señaló que habían logrado confirmar un muerto y ‘más de un centenar de heridos'.

‘Mientras el presidente Ortega habla de dialogar, mantiene la orden de matar. El suyo es diálogo asesinando', dijo Carrión.

Sin embargo, según la Cruz Roja de Nicaragua se produjeron al menos dos víctimas mortales tras las protestas y más de 40 heridos.

Además de Masaya se registraron disturbios en ciudades claves como León y Rivas, mientras la capital se mantenía en calma.

Por otro lado, las Fuerzas Armadas de Nicaragua hicieron un llamamiento a que se detenga la violencia el fin de semana.

‘Somos convencidos que el diálogo es la única ruta que evitará afectaciones irreversibles a nuestro pueblo, a nuestra economía, al desarrollo nacional y a nuestra seguridad', asegura la institución castrense en su comunicado, reporta la agencia Xinhua .

‘Nos solidarizamos con las familias que han perdido a seres queridos y a los que, de una u otra forma, han sido afectados por todos los hechos de violencia. Apoyamos los esfuerzos para esclarecer estos hechos y se proceda conforme a ley', concluye el comunicado de la institución castrense.

MUESTRA DE APOYO

Como una muestra de apoyo para quienes se vieron afectados por las protestas, centenares de personas a bordo de coches, motos, camionetas o furgonetas marcharon desde la capital del país centroamericano hacia el departamento de Masaya.

Durante este recorrido, cuyo objetivo principal era mostrar la solidaridad de los nicaragüenses a los ciudadanos que sufrieron las embestidas de la represión durante este sábado, la fila de vehículos y motocicletas que se sumó a la caravana llegó a abarcar aproximadamente entre 10 y 15 kilómetros.

A su paso por la carretera de Masaya, la principal arteria de unión entre Managua, Masaya y Granada, numerosos conductores hicieron sonar sus bocinas, lanzaron proclamas en favor de los estudiantes y contra el Gobierno y levantaron los puños en señal de victoria.

MANIFESTACIÓN

En Mayasa se dieron choques entre las autoridades y los manifestantes

La crisis de Nicaragua, que el domingo cumplió 26 días, ha dejado al menos 54 muertos, según organizaciones de derechos humanos independientes.

El ejército de Nicaragua hizo un llamado al diálogo el fin de semana.

Otros muchos lanzaron bombas artesanales al aire, ondearon al viento sus banderas de Nicaragua, y mostraron carteles domésticos para mostrar su apoyo a los estudiantes universitarios y para rechazar el actual sistema de Gobierno.

Por su parte, centenares de peatones y pobladores de todos las edades salieron de sus casas a dar un caluroso apoyo a la caravana mientras repartían agua y alimentos a los manifestantes.

**1474==========

Fuerzas armadas piden un alto a la violencia

Las Fuerzas Armadas de Nicaragua hicieron un llamamiento a que se detenga la violencia, que ha causado 54 muertos desde el 17 de abril pasado, durante las protestas contra el presidente Daniel Ortega y las estrategias para reprimirlas.

La institución militar emitió el comunicado tras una jornada en la que en más de diez ciudades de Nicaragua se registraron batallas campales entre la población y la Policía Nacional, esta última reforzada por la oficialista Juventud Sandinista y las fuerzas de choque afines al Gobierno.

Las Fuerzas Armadas se solidarizaron con las familias de los fallecidos y los cientos de heridos, además de declararse a favor de un posible diálogo nacional con la mediación de la Conferencia Episcopal de Nicaragua (CEN).

Este domingo, Nicaragua cumplió 26 días de una crisis causada por multitudinarias manifestaciones a favor y en contra de Ortega, que empezaron con protestas en rechazo a unas reformas a la seguridad social y que continuaron debido a las víctimas mortales de los actos de represión.

El pasado viernes, la CEN le dio a Ortega tres días para demostrar ‘signos creíbles de su voluntad' para participar en un diálogo nacional que resuelva la crisis.