Temas Especiales

26 de Jan de 2021

Mundo

Autoridades detienen a un centenar de presuntos terroristas

En declaraciones a los periodistas, Yendubi reveló que las fuerzas de seguridad han desarticulado, varias presuntas células terroristas

Autoridades detienen a un centenar de presuntos terroristas
Tras el ataque del pasado viernes, las autoridades desplegaron numerosos policías en la playa de Susa.

Cerca de 120 personas han sido detenidas en los últimos días en Túnez por sus presuntos vínculos con el salafismo y el yihadismo, informó este jueves el ministro tunecino de Relaciones Constitucionales y Sociedad Civil, Kamel Yendubi.

En declaraciones a los periodistas, Yendubi reveló que las fuerzas de seguridad han desarticulado, asimismo, varias presuntas células terroristas en el marco de las nuevas medidas impuestas tras el ataque llevado a cabo el pasado viernes por un yihadista en el hotel Marhaba Imperial de la ciudad costera de Susa, en el que murieron 38 turistas extranjeros.

Respecto al atentado del viernes en el hotel Marhaba Imperial Yendubi reveló que otras ocho personas han sido detenidas en las últimas horas por su presunta relación con el autor de la matanza, quien fue identificado como Seifedine Rezgui, de 23 años de edad.

Fuentes de Seguridad indicaron a Efe , por su parte, que son ya 12 las personas arrestadas por su supuesta colaboración logística con el asesino.

Yendubi confirmó, igualmente, que ‘se ha movilizado a otros 1,370 policías para reforzar el dispositivo de seguridad' en las zonas turísticas y de playa.

El ataque, el más grave sufrido por Túnez en su historia moderna, se produjo cuando Rezgui se presentó en la playa del citado hotel y abrió fuego contra los turistas.

La Policía tardó cerca de treinta minutos en neutralizarlo, tiempo en el que mató a 30 británicos, tres irlandeses, dos alemanes, un portugués, un ruso y un belga.

Beji Caid Essebsi, presidente de Túnez, admitió que el ataque supuso una sorpresa, ya que estaban preparados para atentados en otros lugares, pero no pensaron que podría ocurrir alguno en una playa.

El nuevo ataque ha desatado una ola de críticas contra la Policía y el Gobierno tunecinos, tanto por la lentitud de la respuesta de los agentes como por el hecho de que en apenas tres meses hayan ocurrido dos atentados con patrones similares.