Temas Especiales

02 de Mar de 2021

Nacional

Autoritarismo de Martinelli no es nada nuevo

Políticos y analistas coinciden en señalar que desde antes de las elecciones en la que se escogió al presidente Martinelli, y de las rev...

Políticos y analistas coinciden en señalar que desde antes de las elecciones en la que se escogió al presidente Martinelli, y de las revelaciones de un nuevo cable de Wikileaks con declaraciones de la exembajadora Barbara Stephenson, ya se sabia que el tenia una actitud prepotente y autoritaria.

Los cables de Wikeleasks, donde la exembajadora acusa a Martinelli de atentar contra la democracia del país, no es más que una confirmación a lo que ya conoce, lo cuál no es nada nuevo, expresaron.

Reacciones

El experto en en derechos democráticos, Miguel Antonio Bernal, considera que "no hay nada nuevo" en la última revelación de la exembajadora Barbara Stephenson, y que al Gobierno le interesa "tres pepinos", los efectos que puedan causar esas revelaciones.

Bernal, expresó que lo que debe hacer el pueblo es buscar las alternativas para que no se límite la democracia en el país.

Con Bernal coincide la excandidata a la presidencia por el PRD, Balbina Herrera, "Todo el mundo sabe que el estilo del presidente es autoritario, de intimidación y de persecución hacia sus opositores" dijo.

Añadió que las declaraciones que hace una embajadora Stephenson, merecen una explicación, sobretodo porque en el lugar donde se fraguo la alianza que llevó a Martinelli a la presidencia fue en la embajada de los EEUU, señala. “Impuso a el nuevo magistrado de la

Corte suprema y eso todo el mundo lo sabe, al igual que hizo que saliera Ana Matilde Gomez, de la procuraduría", añadió Herrera. Pero afirma que por encima de esto le "llama la atención la presión sobre los medios de comunicación", ya que dice la propia exembajadora que la prensa es “complaciente" con Martinelli.

Por su parte el dirigente sindical, Saúl Méndez, dijo que el panameño conoce la calidad del "señor" que ocupa la presidencia, y que no cabe duda de que su actitud es arbitraria, intransigente y que viola los derechos humanos y el imperio de la ley, actuando como un verdadero dictador civil.

"La practica como criterio de la verdad, hace mostrar claramente lo que en su momento dijo la embajadora y lo que está ocurriendo en Panamá".

Si “Popi” varela fue a la embajada gringa a quejarse porque le impusieron nombrar a un magistrado, deja mucho que decir de la democracia e inconstitucionalidad de este país, recalcó Méndez, quién señalo que desde el punto de vista político, la "embajadora gringa, logró visualizar esa actitud".

Preocupación estratégica y democrática

El analista político, Edwin Cabrera, señalo que los informes que son un problema de filtración del Gobierno de los Estados Unidos, afectan la imagen de Panamá.

Agregó que las revelaciones de los documentos preocupan al pensar en como esta afectando las relaciones tanto comerciales como políticas de Panamá y los Estados Unidos, por mantenerse un lazo fuerte con esa país.

No obstante, dijo que a los Panameños "no nos debe preocupar como otros gobiernos analizan el nuestro, sino como Martinelli lo maneja, por lo que hay que pedir ante todo, transparencia y eficacia".

Para Balbina Herrera, el que Panamá sea un país de inversión extranjera, logística, y turística, se ve afectada internacionalmente, momentos en que los otros países perciban que es un país dónde se está atentando contra la democracia e institucionalidad. Ese es un motivo para que nadie quiera venir a invertir, recalcó.

Por su parte, Saúl Méndez, cree preocupante para la democracia una persona con una carácter como el del presidente. " La democracia se afecta cuando personas como Martinelli, que piensan que son la democracia y dueños del país, quieren "hacer lo que crean conveniente para ellos". "Cuando no hay separación de poderes, también se afecta la democracia, eso creo un retroceso democrático en este país".