Temas Especiales

16 de Apr de 2021

Nacional

La depresión ataca en la soledad de la casa

PANAMÁ. La congoja o tristeza, desmotivación, llanto frecuente y cambios de humor son los síntomas de la depresión.

PANAMÁ. La congoja o tristeza, desmotivación, llanto frecuente y cambios de humor son los síntomas de la depresión.

Una persona con estas afecciones puede intentar hacerse daño si se queda sola. Sí, la depresión puede llevar al suicidio.

Algis Torres, psiquiatra forense, indica que la depresión se genera por causas externas al organismo (exógenas) y otras que se originan por un efecto interno (endógenas).

Desde adentro, el mismo organismo produce neurotransmisores que producen depresión, como la fenotonina o la dopamina.

Además, inciden problemas hormonales en las mujeres y algunas enfermedades.

Torres, médico de un centro del Ministerio de Salud, señala que el detonante de la enfermedad para la mayoría de los pacientes es un factor exógeno.

Conflictos emocionales, problemas por divorcio o separación, separación familiar, la muerte de parientes cercanos, pérdidas económicas o de negocios, son algunas de las situaciones que identifica el especialista.

¿MÁS PROPENSOS?

El médico sostiene que la mujer tiene más tendencia a deprimirse que el hombre, entre otras razones, por los frecuentes cambios bioquímicos que experimenta a lo largo de su vida, como la gestación, el consecuente parto, el ciclo menstrual y la menopausia.

Las personas deprimidas muestran niveles muy altos de la hormona cortisol y de varios agentes químicos que actúan en el cerebro, como los neurotransmisores serotonina, dopamina y noradrenalina. Estos niveles pueden estar elevados por motivos hereditarios.

Aunque, por lo general, el hombre es menos propenso a la depresión, Torres manifestó que recurre más fácilmente al suicidio.

CASO DE MUJERES

Juana Herrera, médico psiquiatra de Consultorios América, manifiesta que los roles de la mujer en la vida moderna, son muy exigentes y el agotamiento también ocasiona depresión.

La especialista explica que el cuadro depresivo de la mujer puede llevar al distanciamiento afectivo o finalmente separación de la pareja.

Ser madre, esposa y cuidadora, junto a la alteración de los químicos cerebrales, puede influir en el estado de ánimo y provocar depresión.

Es la mujer, por ejemplo, la que asume como responsabilidad la atención de la enfermedad de los hijos o los adultos mayores, y la que apoya en sus carencias a los miembros mas débiles de la familia, apunta.

‘En el aspecto social, se le exige más y más, hasta para conseguir un trabajo’, añade Herrera.

La psiquiatra aconseja entender el padecimiento, autoevaluarse, no negar la dolencia, acompañar al enfermo y hablar.

QUÉ SE DEBE HACER

Conversar con los familiares o los amigos cercanos ante cualquier situación preocupante o triste es liberador.

El psicólogo Fernando Gómez reconoce que es bueno comunicarse y compartir los problemas que nos preocupan, ya que los demás podrán servir de asistencia con información de primera mano.

Gómez sostiene que las enfermedades mentales deterioran nuestra propia capacidad de tomar buenas y correctas decisiones, es por esto que un individuo que parezca depresión, tal vez no busque ayuda por sus propios medios, por lo que son los allegados y seres queridos los que deben actuar.

Si una persona siente que tiene una molestia más allá de lo que puede soportar, debe buscar ayuda con un especialista y no automedicarse.