La Estrella de Panamá
Panamá,25º

23 de Oct de 2019

Nacional

2018, un ‘tremendo' año para el Canal

El Título Constitucional no debe tocarse, pues es la norma que nos ha permitido actuar fuera de la política, advierte el administrador Jorge Quijano

En septiembre del 2012, fue escogido por la directiva de la ACP para administrar el Canal, donde tiene 43 años de laborar.

Al administrador del Canal, Jorge Luis Quijano, no le gusta el desorden, ni que le interrumpan cuando está concentrado en su trabajo, aunque trata de atender a todo el mundo. Es un trabajador empedernido y duerme poco.

Puede terminar la jornada laboral pasada la medianoche, y a las cinco de la mañana está listo para irse a caminar, siempre en dirección hacia el cerro Ancón, para luego regresar, tomar una taza de café y leerse todos los periódicos, no solo porque quiere saber qué se dijo del Canal, sino porque le gusta estar informado.

‘Obviamente, cerramos con un salto importante sobre 9,5% en tonelaje sobre el año pasado, que ya había crecido en 22%; ahora hemos crecido, adicionalmente, un 9,5%'.

Le encanta la tecnología, pues afirma que se trata de una herramienta que aprovecha para comunicarse con su familia y con sus colaboradores. Le contesta a todos, porque ninguno lo llama para cosas triviales, sino que lo hacen cuando se trata de un tema importante.

Es un hombre paciente, lo que algunos dicen heredó de la cultura asiática, donde realizó sus estudios secundarios, pero cuando hay que decir no, dice ‘no', característica que fue puesta a prueba durante los episodios que tuvo que enfrentar con la empresa contratista encargada de la construcción del Tercer Juego de Esclusas.

Contactamos al administrador el pasado 31 de diciembre cuando se preparaba un ‘sopón' para la familia y los vecinos en su casa de El Valle, lo que se ha convertido en una tradición. Lo hacen en una olla grande que tiene, por lo menos, 24 pulgadas de diámetro, por lo que la sopa alcanza para muchas personas. La preparan en fogón de leña. Disfruta participar y ver cómo está quedando todo. El administrador dejó un rato su momento de relax para conversar con La Estrella de Panamá .

PARA EL CANAL DE PANAMÁ, ¿CÓMO FUE EL AÑO QUE ACABA DE CONCLUIR?

Fue un tremendo año, con muchos retos desde un principio, porque estábamos tratando de captar más gas natural licuado, por ejemplo, y para eso necesitábamos relajar alguna de las limitaciones que teníamos. Además de eso, teníamos que ofrecer más oportunidad para el uso de reservaciones, así que tuvimos que aumentar el número a ocho, y esto permitió un aumento importante en lo que fue el segmento de los gases. Hemos tenido un año muy importante, en lo que respecta al gas licuado de petróleo y el gas natural licuado.

En cuanto a los gases, incluyendo también los otros cisternas, tuvimos un aumento de 24% contra el año pasado. El salto es importante, aunque no al mismo nivel que se dio entre 2016 y 2017, y eso se debe a que abrimos a mediados de 2016, y en el 2017 teníamos toda la ampliación andando, así que el salto cuántico fue en ese momento. Aun después de eso, del 2017 al 2018, tuvimos un 24% de aumento en el grupo de los gases, principalmente, y un 12% de aumento en los buques de portacontenedores. También tuvimos un salto de 14% en los portavehículos en total, tomando en cuenta tanto los que pasan por el Canal ampliado como los que lo hacen por el Canal original.

Sin embargo, sí tuvimos una parte negativa en lo que se refiere a graneles secos. Esta baja se debió, primordialmente, a los granos que exportan los Estados Unidos hacia Asia, que se hacen menos competitivos contra los de Brasil y Argentina, y, también, al impacto más reciente que hemos tenido, sobre las tasas de aranceles que ha impuesto China sobre los productos que emanan de los Estados Unidos, y los impuestos que está imponiendo Estados Unidos a los productos que vienen del país asiático.

No obstante, fue un año extraordinario para el Canal y, obviamente, cerramos con un salto importante sobre 9,5% en tonelaje sobre el año pasado, que ya había crecido en 22%; ahora hemos crecido, adicionalmente, un 9,5%.

Si vemos el balance, tuvimos 247 tránsitos más sobre el 2017, que nos llevó a un 1,8% en aumento en tránsitos. Ese aumento en tonelaje (9,5%) es en arqueo, es decir, el que cobramos nosotros. Igualmente en carga, en toneladas largas, fue un 5,8% sobre el año pasado y un 4,7% en los ingresos, es decir, 287,4 millones sobre el año pasado.

PERFIL DEL ENTREVISTADO

Tiene 43 años de laborar en el Canal.

Nombre completo: Jorge Quijano Arango

Lugar de Nacimiento: Panamá

Edad: 66

Creencias religiosas: católico

Cónyuge: Marcia Richard

Resumen de su carrera: Cursó su secundaria en Japón y Malasia. Luego va a Estados Unidos, a Lamar University, donde se gradúa de ingeniero industrial y luego toma una maestría en ingeniería con énfasis en administración. En 1974 regresa al país, y fue contratado por la refinería como ingeniero de procesos petroquímicos. Luego inicia labores en el Canal, con el cargo de ingeniero de esclusa. Fue escalando posiciones hasta llegar a ocupar el cargo de administrador del Canal.

ENTONCES, ¿EL FORCEJEO QUE EXISTE ENTRE ESTADOS UNIDOS Y CHINA ESTÁ TENIENDO UN IMPACTO EN EL CANAL?

Los primeros dos meses de este año fiscal 2019, o sea, octubre y noviembre, sí vimos un impacto, pero luego del acuerdo al que llegaron al final del mes de noviembre, en la reunión de estos países en Argentina, ahora estamos comenzando a ver unos movimientos adicionales que habíamos dejado de percibir. Por ejemplo, en noviembre registramos cero movimiento de gas licuado natural hacia China; sin embargo, ya hemos visto dos embarques en el mes de diciembre.

EL INGRESO ECONÓMICO EXTRA QUE ESTÁ TENIENDO EL CANAL AHORA, CON EL PASO DE ESOS GIGANTES, ¿CUÁNTO ES CONCRETAMENTE?

Estamos hablando de casi $700 millones adicionales, después de la ampliación.

TAMBIÉN HA HABIDO NOTICIAS POSITIVAS EN CUANTO A LOS RECLAMOS DE GRUPO UNIDOS POR EL CANAL (GUPC); ME GUSTARÍA QUE ME HABLARA, ESPECÍFICAMENTE, AL QUE SE REFIERE AL ÚLTIMO ARBITRAJE…

Se trata de un arbitraje donde el tribunal confirmó que GUPC tenía que repagar de inmediato los adelantos vencidos por $847 millones y, además, los $13 millones de intereses por no haber pagado el primero de junio de este año. En ese caso, GUPC ya pagó casi $548 millones y también fueron pagados los 13 millones que eran intereses, por esos meses en que no pagó y que debieron hacerlo.

Todavía quedan pendiente por cobrar $5.4 millones de dólares de costo de arbitraje y a esa cifra también hay que sumarle otros 395 mil, que se le paga a la International Chamber of Commerce (ICC) por el costo de los árbitros. Hay que resaltar que en un total de seis arbitrajes que se tienen, ya hemos ganado los tres que hasta la fecha se han fallado en la ICC.

Quiero resaltar la importante labor que ejerció nuestro departamento de Asesoría Legal y los abogados externos que lograron este éxito.

SABEMOS QUE PRONTO SE LE VENCE EL PERIODO COMO ADMINISTRADOR, PODRÍA DECIR ¿CUÁL FUE EL MOMENTO MÁS DIFÍCIL QUE USTED PASÓ COMO LÍDER DEL CANAL?

Fue el momento en el que se detuvo la obra en febrero de 2014. El contratista quería que pactáramos una suma extraordinaria de sobrecostos. Pararon la obra por dos semanas. Hubo noches interminables entre febrero y marzo de 2014, negociaciones telefónicas con ellos para poder llegar a pactar un acuerdo que nos permitiera culminar la obra, nosotros aportamos estos adelantos que acabamos de recibir para darles a ellos lo que necesitaban para poder terminar la obra. Cumplimos con esa parte, le dimos esos fondos adicionales, y luego se negaban a pagarlos, pero ya, en este último fallo, tenemos esa plata de vuelta.

Y, ¿SU MEJOR MOMENTO?

Sin duda, el día de la inauguración fue muy emotivo y creo que tiene que ver con lo que habíamos pasado para llegar ahí. Una vez culminado ese proyecto -y su inauguración el 26 de junio del 2016- para mí fue bastante emotivo, porque se demostraba en un solo día el trabajo que se venía haciendo desde 1998.

¿USTED A QUÉ CREE QUE SE DEBE EL ÉXITO DEL CANAL?

Para mí, esos son dos pilares: su gente y la institucionalidad que le permite esa independencia, donde la política no tiene cabida.

AHORA QUE MENCIONA EL TÍTULO CONSTITUCIONAL, HAY QUIENES HAN PLANTEADO DEBERÍA SER REVISADO Y TRANSFORMADO, ¿USTED QUÉ PIENSA DE ESO?

Nosotros tenemos un récord ya probado. Hemos cumplido 19 años en administrar la vía. Ese récord nadie lo puede negar, y está basado en ese pilar que nos otorgó esa independencia, pero que también nos dio la responsabilidad de ejercer las funciones debidamente.

ENTONCES, USTED CONCLUYE QUE ESE TÍTULO CONSTITUCIONAL NO HAY QUE TOCARLO…

En efecto, no se debe tocar. Mi sentir es que debiéramos dejarlo como está, no solo el Título Constitucional, sino también la ley.

¿CÓMO HACE PARA ATENDER UN TRABAJO TAN ABARCADOR, ASÍ COMO A SU FAMILIA?

Los fines de semana tratamos de tener por lo menos una reunión familiar, a veces dos. Los sábados almorzamos afuera, juntos, y a veces también los domingos, donde participan mis hijos, nietos y demás familiares. Trato, en la medida de lo posible, dedicarles tiempo con calidad. Al final, lo importante es que todo llega a un fin y ya este año que viene terminaré mi trabajo en el Canal y espero poder dedicarles un poco más de tiempo.