Temas Especiales

15 de Aug de 2020

Política

Frenadeso pone las cartas sobre la mesa

PANAMÁ. El Frente Nacional por la Defensa de los Derechos Económicos y Sociales (Frenadeso) levanta sus armas de lucha. El grupo que l...

PANAMÁ. El Frente Nacional por la Defensa de los Derechos Económicos y Sociales (Frenadeso) levanta sus armas de lucha. El grupo que le dio batalla a la gestión de Martín Torrijos y que aspira a dominar las masas se prepara para medir fuerzas con el gobierno. Ayer, sábado, antes del mediodía, anunciaron un segundo congreso, cuyo tema es democratizar la sociedad panameña.

Frenadeso aparece 11 días después que el presidente de la República, Ricardo Martinelli, se tomara la marina del empresario Jean Figali, acción que le ha hecho ganar mucho populismo dentro de su mandato.

Las caras de los que ostentan el poder popular vuelven a salir: el profesor Andrés Rodríguez y sus amigos los sindicalistas Genaro López, Gabriel Castillo, Gloria Castillo y el padre Conrado Sanjur.

Mientras varias fuerzas se quieren tomar el país, Frenadeso acuerpa tesis como la Asamblea Constituyente Originaria, el Poder Popular y la Democracia.

Durante el anuncio del foro para el 14, 15 y 16 de agosto, Rodríguez arremetió contra el presidente llegando a calificar de show la acción donde hicieron propiedad del Estado una marina que construía el Grupo F. Internacional en el sector de Amador.

Explica que el gobierno ha prometido muchas cosas, pero realmente está plagado de riquezas y no le interesa el problema de los pobres.

Rodríguez es el profesor que en el pasado convocó a varias manifestaciones, protestas y huelgas para desarticular al ex presidente Torrijos.

“Las reglas del juego están en manos de los poderosos, los que controlan el capital en Panamá como este gobierno. Vamos a discutir para que las reglas del juego cambien”, añadió.

Nada diferente opina Genaro López, secretario general del Suntracs —el sindicato de obreros más grande del país—, quien denunció que se están contratando sicarios para incursionar en el sindicalismo amarillo.

PUNTOS DE BATALLA

La línea de los sindicalistas es la misma, Gabriel Castillo, dirigente de CONUSI, insiste en que el costo de la vida se debe bajar y darse un aumento general de sueldo.

A su juicio, se viven momentos claros donde se aplica cada cinco años una falsa democracia por lo que se hace necesario que el pueblo tome sus propias alternativas de elección.

La introducción de los sindicatos es una propuesta del grupo ya que sienten que a través de estos en las empresas se pueden respetar los derechos de los trabajadores.

Aunque no salen en público, el profesor Juan Jované, quien busca ser un candidato independiente a la Presidencia, mantiene los contactos con FRENADESO. Él mismo lo confirmó; sin embargo, paralelo a la actividad realizará este sábado una actividad para comenzar a ver qué harán de cara a los problemas del país.