Panamá,25º

05 de Dec de 2019

Avatar del Redacción La Estrella de Panamá

Redacción La Estrella de Panamá

Entre Líneas

La doble moral

Opinión editorial del 29 de noviembre de 2019

Dicen que la mentira tiene patas cortas y esto parece ser la verdad. Por años, la sociedad ha sido alimentada por un odio visceral donde unos (los supuestos buenos e impolutos) cuestionan la falta de transparencia, juegavivo y la trampa que hacen otros, a fin de hacerse de negocios u otras cuestiones de interés general. Sin embargo, resulta que muchos de los que cuestionan no lo hacían o no lo hacen con una convicción legítima, porque esos “impolutos” también hacen sus trampitas. Y no se trata de un hecho aislado; se trata de una situación que se refleja en las grandes esferas. Los organismo internacionales, por ejemplo, se afanan en aplicar sanciones a países como Panamá, a la que colocan en listas negras y grises por no cumplir con algunos asuntos que ellos consideran importantes, como la no penalización de la evasión fiscal. Sin embargo, resulta que sus altos directivos no pagan impuestos de los altos salarios que devengan de esos organismos. Es esta doble moral la que hay que combatir, porque las reglas tienen que ser igual para todos. Con los VarelaLeaks, se descubrió que muchos de esos impolutos se la pasaron traficando influencias y haciendo negocios con el Gobierno. Es esa doble moral la que nos carcome, porque sí hay que luchar contra la corrupción, el tráfico de influencias y el juegavivo... Hay que combatir el flagelo a como dé lugar, pero hay que tener la autoridad moral para exigirlo y la conciencia tranquila porque no se tiene rabo de paja. ¡Ni más ni menos!