26 de Feb de 2020

Redacción Digital La Estrella

Opinión

La comunicación y el liderazgo... secretos

Las comunicaciones no tienen lugar en el vacío. Forman parte de la cultura organizativa. Para transmitir el mensaje un líder cuenta con ...

Las comunicaciones no tienen lugar en el vacío. Forman parte de la cultura organizativa. Para transmitir el mensaje un líder cuenta con cuatro canales de comunicación.

En primer lugar, las comunicaciones organizativas constituyen la comunicación mutua de persona a persona, de equipo a equipo o en toda la organización. En segundo lugar, los comunicados de prensa, que son los mensajes diseñados para obtener la aprobación de terceras partes, generalmente los medios de comunicación y el público en general.

En tercer lugar, las comunicaciones de marketing están diseñadas para presentar un punto de vista, como puede ser el de vender o promover, y son bastante efectivas para transmitir un sentido de urgencia. En cuarto lugar, las comunicaciones en la web, como su nombre indica, se realizan a través de Internet en forma de trasmisiones. La web es un poderoso instrumento de comunicación que permite al líder mantener una comunicación directa con su gente.

Está comprobado que la capacidad de comunicar es la herramienta más efectiva del líder. Un líder puede realizar grandes logros con palabras. Sin embargo, las palabras por sí solas no son más que información. Potenciadas por el carácter del líder, su convicción y su ejemplo personal, las palabras cobran el poder de comunicar; es decir, de informar, exhortar, animar, curar o inspirar. Por sencillo que a primera vista pueda parecer, elaborar un mensaje, dirigirlo a otra persona, escuchar su respuesta y continuar entendiéndose mediante la comunicación es uno de los cometidos más complicados del líder.

Las comunicaciones de liderazgo están compuestas por mensajes del líder que se fundamentan en los valores y la cultura de una organización y tienen una importancia significativa para actores claves como empleados, clientes, socios estratégicos, accionistas miembros de una sociedad y medios de comunicación.

Esos mensajes influyen en la visión, misión y transformación de una organización y su principal cometido es fomentar la confianza entre el líder y sus subordinados.

Para crear un mensaje de liderazgo, el líder debe partir de su perspectiva en torno a diversos temas. Un buen comunicador debe hacer sus mensajes públicos. Porque cuando un líder se guarda todo para sí mismo, sus colaboradores quedan desorientados e intentan adivinar qué es lo que se espera de ellos. Eso constituye un fracaso tanto de las comunicaciones como del liderazgo.

El propósito de las comunicaciones de liderazgo es construir una relación basada en la confianza entre el líder y sus seguidores. La confianza es esencial para que el líder posea credibilidad, la cual constituye a su vez su moneda de cambio.

Un líder gana credibilidad diciendo la verdad, no ocultando las malas noticias, no prometiendo cosas que no puede cumplir y haciendo lo que dice que hará.

El mensaje que se quiere transmitir se sitúa en el centro de las comunicaciones, por lo que debe cifrarse de forma precisa y concisa. Para ello resulta útil considerar el mensaje como un pensamiento para llevar en 30 segundos. El mensaje no es el contenido de la presentación o conversación, sino la razón para hablar. Debe ser claro y no dar lugar a ambigüedades, pues cuanto más claro sea más probabilidades tendrá de ser recordado.

La credibilidad es un vínculo entre el líder y sus discípulos. Cuando el líder comete un error, pierde su credibilidad y para restaurarla lo más aconsejable es reconocer el error, disculparse y realizar las enmiendas que sean necesarias. Si el líder no es la persona responsable del error, es importante no olvidarse de aclararlo.

Los líderes realizan su labor con éxito cuando otras personas reciben la información que ellos transmiten y le dan un sentido. Es decir, cuando transmiten un conocimiento que otros pueden utilizar. Un buen líder se asegura de que la gente entienda lo que está diciendo y que además una vez en sus manos saben qué es lo que tienen que hacer con la información.

Uno de los retos de la comunicación de los líderes es la necesidad de evolucionar en la sociedad actual. Eso demanda adaptarse a la era cibernética y poseer cualidades mentales, entre las que se encuentran curiosidad e imaginación, capacidad de comunicación, sensibilidad al conjunto de necesidades humanas, comprensión de las complejidades sociales y ser cosmopolita.

*FONOAUDIÓLOGO Y PATÓLOGO DEL LENGUAJE EN UDELAS.