Altas temperaturas afecta el sexo de las tortugas marinas

Actualizado
  • 24/09/2015 02:00
Creado
  • 24/09/2015 02:00
La alteración del equilibrio reproductivo que están sufriendo tres de las cuatro especies de quelonios marinos protegidos es un efecto secundario del cambio climático

Históricamente, las tortugas marinas han estado amenazadas por su carne, sus huevos, su piel y su caparazón; sin embargo ahora otro peligro más grave las acecha: el cambio climático.

Estudios indican que el calentamiento que está produciendo el fenómeno en los mares no solo acidifica las aguas oceánicas, sino que también aumenta la temperatura en los sitios de anidación de los quelonios, lo que supone una amenaza para las diferentes especies que existen en el mundo, señaló Francisco Rilla, oficial del Programa de Capacitación de la Convención de Especie Migratorias (CMS, por sus siglas en inglés).

Rilla explicó que el cambio climático está impactando las zonas de crías de las tortugas marinas y provocando cambios en el desarrollo reproductivo de por lo menos tres de las cuatro especies migratorias protegidas que existen en el mundo: la lora, la verde y la laúd.

‘El calentamiento de las zonas donde se reproducen las tortugas marinas cambia el sexo del nacimiento de las tortugas', comentó Rilla, explicando que ‘si la playa donde la tortuga anida aumenta su temperatura, el sexo de un individuo que va a nacer cambia'.

Rilla explicó que ‘a mayor temperatura, más nacimientos de machos'. ‘Si las temperaturas siguen aumentando en todo el mundo como hasta ahora, nacerán más machos que hembras; y eso, evidentemente, va a desequilibrar la población de tortugas y a provocar un problema en el funcionamiento del ecosistema', señaló Rilla.

‘Si hay más machos que hembras no habrá posibilidad de reproducción, ya que la posibilidad de encontrarse (con una hembra) va a ser cada vez más difícil y las especies podrían desparecer', subrayó el miembro de la CMS.

Rilla resaltó que la alteración del equilibrio reproductivo que están sufriendo los quelonios marinos no es más que un efecto secundario del cambio climático que también está afectando a otras especies. ‘Este es un ejemplo clásico de lo que es la adaptación al cambio climático, y de cómo los animales intentan adaptarse a los cambios ambientales como el aumento de la temperatura', señaló el capacitador.

En este sentido, la directora nacional de Gestión Integrada de Costas y Mares del Ministerio del Medio Ambiente de Panamá, Zuleika Pinzón, mencionó que hay estudios que indican que los lagartos también están sufriendo alteraciones en su comportamiento y en el caso de las tortugas marinas, comentó que Panamá está preparando un plan estratégico para la conservación de los quelonios, el cual será presentando en las próximas semanas.

‘Necesitamos seguir estudiando más el tema de las especies migratorias y en el caso de las tortugas marinas, Panamá está haciendo un monitoreo en Coiba, donde hace poco se encontró una gran cantidad de tortugas carey que antes no había sido reportado en esa isla, lo cual es un dato importante para la conservación de esta especie migratoria', añadió Pinzón.

No obstante, Rilla resaltó que existen estudios internacionales publicados que evidencian la situación actual de las tortugas marinas. Uno de ellos es el de la Universidad James Cook, de Australia, el cual señala que el aumento del nivel de las aguas oceánicas, provocado por el cambio climático, representa una amenaza para los huevos y los embriones de los quelonios, ya que los podría sumergir y arrastrar hasta las profundas aguas saladas.

==========

‘Si hay más machos que hembras no habrá posibilidad de las tortugas marinas y podrían desaparecer',

FRANCISCO RILLA

OFICIAL DE LA CONVENCIÓN

Lo Nuevo
comments powered by Disqus