Temas Especiales

17 de Ene de 2022

Cultura

Todo es cuestión de tiempo

Asumir las consecuencias del adiós de una manera distinta, nos lleva a que vamos más allá de experimentar la tristeza como único sentimi...

Asumir las consecuencias del adiós de una manera distinta, nos lleva a que vamos más allá de experimentar la tristeza como único sentimiento frente a este hecho. Por el contrario, una despedida puede ser una oportunidad para hacer un alto en el camino, para ponerle punto final a situaciones que aparentemente se presentan como salida, a romper con círculos viciosos que por temor a la soledad mantenemos y sobre todo para hacernos responsables de nosotros mismos y de nuestra felicidad. Todo adiós remite a una muerte simbólica, pero a su vez significa una transformación, es decir, obliga a que algo muera para que se abra espacio a otra cosa. Son como pequeñas muertes de uno mismo que dan paso a nuevos procesos. ©PUBLICACIONES SEMANA