Temas Especiales

24 de Oct de 2020

Cultura

¿Están los adolescentes realmente informados?

PANAMÁ. La salud sexual es un tema que está vigente en la sociedad y todo ello debido a la alta incidencia de adolescentes que desde los...

PANAMÁ. La salud sexual es un tema que está vigente en la sociedad y todo ello debido a la alta incidencia de adolescentes que desde los diez años ya inician a tener contacto sexual. Y lo peor del caso es que no se imaginan las consecuencias a las que esto conlleva.

Hoy por hoy muchas organizaciones y padres de familia se oponen a que sus hijos e hijas se les informe en cuanto a la salud sexual argumentando que esto es un fracaso. Así mismo hay otros organismos que luchan para que la juventud se eduque y sepa el peligro de tener una relación de pareja sin protección.

Pero, ¿Cuál sería la medida necesaria para que la juventud tenga una vida sexual sana? ¿Tiene la juventud derecho de ser informado en cuanto a la salud sexual? Qué es lo que el adolescente debe saber realmente? son interrogantes que se pueden responder y que la sociedad desea saber.

EL DERECHO A SER INFORMADO

Según la licenciada Rubiela Sánchez de la Coalición Panameña por Educación Integral en Sexualidad (EIS), ‘todas las personas jóvenes tienen el derecho a ser informadas sobre su sexualidad, salud sexual, salud reproductiva y el derecho de tomar sus propias decisiones, todo ello basado en un marco de derechos que busca equipar a la gente joven de conocimientos, aptitudes, actitudes y valores que se necesitan para determinar y gozar de su sexualidad , física y emocional’.

Agrega que tan sólo el hecho de retener información o proporcionar datos inexactos es una violación de los derechos de los y las adolescentes.

La experta asegura que la verdadera educación comienza por los padres y madres de familia.

LO QUE DEMANDAN

Sánchez plantea que todo joven debe recibir en un centro educativo una educación integral en sexualidad, ya que cada día en Panamá se observa la gran cantidad de niñas de 10 años con embarazos precoces y con enfermedades de transmisión sexual (ETS).

Para la coalición la educación sexual es el mejor método para que los jóvenes puedan tener una vida sexual segura y plena.

LOS QUE SE OPONEN

Por su parte un artículo de el Colegio Americano de Pediatras conformada por médicos licenciados y profesionales de la salud que se especializan en el cuidado de bebes, niños y adolescentes, argumenta que su misión es lograr que todos los niños puedan alcanzar su salud física y emocional óptima y su bienestar, por lo que apoya fuertemente la educación sexual basada en la abstinencia hasta el matrimonio y recomienda su adopción por parte de todo el sistema de colegios, en lugar de la ‘educación sexual integral’ (la cual promueve el uso de anticonceptivos y condones).

Esta posición se basa en el ‘principio de salud pública de prevención primaria –evitar el riesgo en lugar de reducir el riesgo’, sosteniendo el ‘derecho humano al más alto estándar de salud posible de alcanzar’. Para ellos, la educación integral en sexualidad incita a que los jóvenes aumenten su actividad sexual.

LA REALIDAD

Aunque estas instituciones debaten sus puntos de vista, lo que sí sabemos es que en Panamá hay una alto índice de jóvenes de entre los 10 y 12 años que han iniciado su vida sexual sin protección y hoy están contagiados de enfermedades de transmisión sexual.

Según datos suministrados por la Región Metropolitana de Salud, entre las enfermedades de transmisión sexual que golpean a los menores de edad, está la gonorrea que ha sido detectada en niños y niñas entre los 10 y 14 años entre el 2009 y 2010. En lo que va del 2011, ya se reportó un caso en el distrito de San Miguelito. Por otro lado esta el virus del papiloma humano (VPH).

Las organizaciones que desean que esto se radique seguirán luchando para que se promueva con mayor ímpetu en las escuelas una educación integral en sexualidad.