Panamá,25º

11 de Dec de 2019

Gastronomía

Manjar blanco, el dulce artesanal más codiciado de Antón

Es un postre que consiste en mezclar leche con maicena y azúcar, combinación que brinda como producto final una masa de color caramelo claro muy deliciosa. Se ha vuelto muy popular en algunas regiones de América Latina, donde lo llaman arequipe o dulce de leche

El dulce lo utilizan para rellenar otros postres.Shutterstock

Bajo un abrasador sol de la mañana, en el parque 15 de Enero de Antón, en la provincia de Coclé, estaba Ramiro Pérez. Revolvía un líquido espeso ya en su proceso final. Con una larga paleta de madera dentro de una paila, montada sobre tres bloques, moldeaba el famoso manjar blanco. Se trata de un dulce hecho con leche de vaca fresca o de cartón, maicena y azúcar morena cuya mezcla brinda como producto final una pasta color caramelo claro.

Pérez, oriundo del lugar, comenta que algo que caracteriza al distrito de Antón es el proceso de elaboración de este postre, ya que lo preparan de forma artesanal, a mano con técnicas tradicionales; es decir, lo cocinan en fogón y con leña por unas dos horas, hasta que logre una consistencia espesa.

  • Manjar_blanco_el_dulce_artesanal_mas_codiciado_de_Anton-3
    En otros países lo llaman dulce de leche o arequipeShutterstock
  • Manjar_blanco_el_dulce_artesanal_mas_codiciado_de_Anton-2
    Los comensales aprovecharon la ocasión para degustar el manjar recién hecho.Demetrio Ríos | Cortesía
  • Manjar_blanco_el_dulce_artesanal_mas_codiciado_de_Anton-1
    Manjar blanco, el dulce artesanal más codiciado de AntónDemetrio Ríos | Cortesía
  • Manjar_blanco_el_dulce_artesanal_mas_codiciado_de_Anton-0
    El señor Ramiro Pérez preparó el manjar blanco en el Parque 15 de Enero de Antón.Yelina Pérez Sánchez | La Estrella de Panamá

Este manjar destaca en Antón no solo por su delicioso sabor, sino también por el método que utilizan para prepararlo, puesto que “los antoneros le brindamos un toque especial y es por ello que todo aquel que viaja hacia el interior del país tiene que hacer una parada obligatoria en los kioscos apostados a orillas de la vía Panamericana”, donde venden este dulce.

Es un dulce muy codiciado, ya que también se utiliza como relleno de pasteles, wafles, galletas, helados y diferentes postres. “De hecho, a la provincia de Coclé le llaman la cuna del bocadillo y del manjar blanco”, argumenta Pérez, quien desde hace trece años se dedica a preparar y vender este apetitoso dulce, así como también bocadillos, huevos de leche, cocada de colores y negra y bienmesabe, un dulce bastante parecido al manjar que es muy típico en regiones del país como Chiriquí.

El artesano añade que a pesar de que el manjar es un producto muy fácil de preparar porque utiliza ingredientes sencillos, ha aumentado de precio por la situación económica en los últimos años. “La leche ha subido de precio y ni hablar del azúcar; sin embargo, las personas lo buscan por su consistencia y exquisito sabor, porque solo los coclesanos lo sabemos hacer así”, dice Pérez muy sonriente.

“Los antoneros le brindamos un toque especial y es por ello que todo aquel que viaja hacia el interior del país tiene que hacer una parada obligatoria en los kioscos donde venden este dulce”,

RAMIRO PÉREZ
PRODUCTOR DEL MANJAR BLANCO DE PANAMÁ

Hasta el momento no está establecida una fecha exacta desde cuando se elabora el manjar blanco en Coclé, pero lo que sí tienen claro es que al crear productos de calidad, ser eficientes y eficaces en la fabricación de este elemento podrán mantener la clientela, porque es un dulce fresco y original para el deleite de los paladares más exigentes.

Un dulce latinoamericano

Este postre es muy popular en algunas regiones de América Latina, aunque cada uno le pone su toque especial y su nombre en particular.

En México, por ejemplo, se le conoce como dulce de cajeta y se prepara con leche de cabra; en Nicaragua le dicen bollo de leche y lo preparan con leche fresca de vaca, mientras que en Venezuela y Colombia se le llama arequipe y para variar, ya lo venden en cajeta.

En Ecuador, lo conocen como dulce de leche así como también manjar de leche o manjar blanco, como en Panamá. Igualmente en Brasil lo llaman doce de leite.

Este postre tan versátil ha llegado a varios países europeos como Francia, donde le llaman confiture de lait, e Italia, donde lo denominan dolce di latte.

En España también se llama dulce de leche.

En Argentina este postre recibe el nombre de dulce de leche y fue declarado por el Gobierno de ese país como “patrimonio cultural alimentario y gastronómico argentino” en 2010 para rendir tributo a este manjar.

A pesar de ello, Uruguay hizo un pedido a la Unesco para que consideren a este manjar como patrimonio gastronómico del Río de la Plata, ya que ambos países se disputan su creación.

Hay evidencias de que en Uruguay los negros esclavos de la época colonial ya lo preparaban, como una manera de consumir la leche y el azúcar, alimentos que les eran prohibidos.

Actualmente en la localidad de Young, departamento de Río Negro, Uruguay, se realiza el Festival Nacional del Dulce de Leche a mediados de noviembre. En el mismo exponen más de 40 empresas sus productos, hay espectáculos musicales y un concurso de belleza donde se escoge a la reina del festival.

Algo muy parecido al Festival del Toro Guapo, que estará realizando el pueblo de Antón, en Coclé, del 10 al 14 de octubre de 2019.

Los asistentes a esta actividad podrán degustar el rico manjar blanco recién hecho, además de otros productos auténticos del lugar.