27 de Feb de 2020

Planeta

Piden aumentar la cacería de ballenas

YARMOUTH PORT, MA. Documentos difundidos por la Comisión Ballenera Internacional (CBI), confirman el liderazgo de Estados Unidos en las...

YARMOUTH PORT, MA. Documentos difundidos por la Comisión Ballenera Internacional (CBI), confirman el liderazgo de Estados Unidos en las negociaciones para deshacer la moratoria global sobre la cacería comercial de ballenas y otorgar una autorización inédita al Gobierno de Japón para matar ballenas fuera de sus costas y en aguas internacionales.

“El plan difundido evidencia una negociación negativa para las ballenas y los esfuerzos internacionales para protegerlas,” dijo Beatriz Bugeda, Directora para América Latina del IFAW (Fondo Internacional para la Protección de los Animales y su Hábitat). “Levantaría la moratoria sobre la cacería comercial de ballenas; concedería nuevos derechos al Gobierno de Japón para matar a ballenas protegidas, y permitiría que continuara la ilegal cacería de ballenas en alta mar. En lugar de amenazar las medidas de conservación que se lograron con tanto trabajo y buscar maneras de aumentar la cacería de ballenas, la CBI y sus gobiernos afiliados deberían estar negociando las condiciones para que Japón, Noruega e Islandia pusieran fin a sus actividades balleneras.”

El Dr. Hogarth, funcionario designado por Bush y que actualmente funge como Comisionado de EU y Presidente de la Comisión Ballenera Internacional (CBI), inició a principio de 2008 junto con  el vicepresidente japonés de la CBI, una serie de reuniones secretas y a puerta cerrada para lograr un acuerdo con Japón, uno de los tres miembros de la CBI que todavía caza ballenas. Un “Pequeño grupo de trabajo” de países miembros de la CBI se reunió en dos ocasiones a puerta cerrada en St. Pete Beach, Florida en septiembre y de nuevo en Cambridge, Inglaterra en diciembre  de 2008 y nuevamente el fin de semana pasado en Hawai, convocados por el Dr. Hogarth para afinar detalles del acuerdo final.

El texto redactado por los comisionados de EU, Japón y otros participantes del “Grupo Pequeño de Trabajo” al parecer contempla legitimar la cacería científica de ballenas por parte de Japón en aguas internacionales – incluyendo la que se lleva a cabo en santuarios de ballenas reconocido internacionalmente — así como extender la autorización tan anhelada para que Japón pueda matar a ballenas protegidas en sus aguas costeras. “Este seguramente no será el primer tema en la agenda de la nueva Administración de Obama, pero es sin duda uno de los de más rápida solución,” dijo Bugeda. “Los estadounidenses de costa a costa aman a las ballenas y quieren que su gobierno las proteja. Ha llegado el momento de ponerle fin a esta política de EU y renovar el liderazgo estadounidense en la CBI.” Desde la moratoria global a la cacería comercial de ballenas de º1986, Japón ha alegado que sus operaciones balleneras se realizan para fines de investigación y ha matado a más de 15,000 ballenas.