Panamá,25º

21 de Jan de 2020

Planeta

El tsunami del milenio

LONDRES. Cada mil años ocurre un devastador tsunami, como el que se produjo luego del terremoto de 9.0° en las costas del Pacífico de Ja...

LONDRES. Cada mil años ocurre un devastador tsunami, como el que se produjo luego del terremoto de 9.0° en las costas del Pacífico de Japón el pasado viernes, según una publicación del diario electrónico de la BBC Mundo.

El evento, que provocó olas de diez metros que avanzaron cuatro kilómetros tierra adentro y arrasó con todo lo que encontró a su paso —carros, casas, edificios y barcos— tiene características similares a otro que ocurrió en las costas de Sendai en el año 869, hace 1,142 años.

En declaraciones a la BBC Mundo, Roger Musson, especialista en sismología, apuntó que el maremoto ‘Jogan’ ocurrido en 869 también envió las aguas cuatro kilómetros tierra adentro y provocó olas gigantescas, según una investigación de científicos japoneses .

El equipo de investigadores, que hace una década era dirigido por el profesor Koji Minouta, de la Universidad Tohoku, llegó a la conclusión que un maremoto a gran escala se produce uno en mil años en una región luego de encontrar y analizar sedimentos en las costas de Sendai y Somas del año en que ocurrió ‘Jogan’.

Además, se estima que aquel tsunami fue precedido por un terremoto de 8.3° que tuvo un epicentro en el océano. Pero esto no es todo. Los especialistas llegaron a la conclusión de que ‘Jogan’ no era el único tsunami que se había registrado en las costas de Japón. Se encontró evidencias de otros tsunamis anteriores a este en estas mismas zonas costeras. Al final los investigadores concluyeron que se habían registrado por lo menos tres tsunamis en los últimos tres mil años.

El terremoto que precedió al tsunami en Japón causó efecto en la composición de la masa terrestre. La mayor isla de Japón, Honshu, fue desplazada 2.4 metros. El cambio en la posición de la isla se percibió luego que se notara que una estación de GPS se había movido de su sitio.

Pero aquí no termina todo. Según el portal digital de Los Andes Internacionales las ondas sísmicas llegaron hasta la Antártida. Aseguran que el glaciar ‘Whillans’, una lengua de hielo en movimiento en el océano Antártico, se desplazó medio metro tras este poderoso sismo.

La información fue dada a conocer por especialistas de la Universidad de California que monitorean los movimientos del glaciar.

El sismo que asoló Japón, además, provocó que el eje de la Tierra se moviera unos 10 centímetros, lo que puede haber acortado los días, según han detectado científicos de la NASA.

Sus cálculos indican que, al cambiar la distribución de la masa de la Tierra, el sismo debe haber causado que esta gire un poco más rápido, acortando la duración de un día cerca de 1,8 microsegundos (un microsegundo es la millonésima parte de un segundo), según una publicación de la agencia de noticias EFE.