La Estrella de Panamá
Panamá,25º

18 de Oct de 2019

Planeta

Los insectos desaparecen y su extinción amenaza al mundo

Un informe de la Organización de las Naciones Unidas reseña que la velocidad a la que están desapareciendo estos animales es ocho veces mayor que la de los mamíferos, aves y reptiles. El declive podría generar un colapso en los ecosistemas

Los insectos están desapareciendo de la faz del planeta a un ritmo alarmante. Más del 40% de las especies están en peligro de extinción.

La tasa de desaparición de los pequeños invertebrados es ocho veces más rápida que la de los mamíferos, aves y reptiles. Los grupos caen a un alarmante ritmo de 2.5% anual y supone que en un siglo podrían desaparecer completamente del planeta.

El escenario de los invertebrados es tan incierto que arroja luces sobre la ‘sexta extinción masiva', como los científicos han bautizado a la alarmante pérdida de biodiversidad. Las repercusiones que esto tendría para el planeta y la humanidad serían catastróficas.

Los insectos constituyen aproximadamente la mitad de todos los organismos vivos conocidos. Los invertebrados desempeñan roles clave en la polinización, el ciclo de nutrientes, las cadenas alimenticias de aves y otros insectívoros, y son uno de los pilares de nuestros ecosistemas.

Pero, ‘el uso generalizado de insecticidas, la fragmentación de los hábitats y el cambio climático conllevan múltiples amenazas para las poblaciones de los pequeños invertebrados que están sufriendo un fuerte descenso', señala un resumen de previsiones de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) para el Medio Ambiente.

Los organismos más amenazados son los lepidópteros (mariposas), los heminópteros (abejas, avispas, hormigas) y los coleópteros (escarabajos), así como cuatro órdenes de insectos acuáticos, afectados también por el uso extendido de los pesticidas.

Los nuevos insecticidas (que persisten en los suelos y se distribuyen por las aguas rápidamente) aceleran el declive.

‘Se necesita urgentemente un replanteamiento de las prácticas agrícolas actuales, en particular una reducción seria en el uso de pesticidas o su sustitución por prácticas más sostenibles para retardar o revertir las tendencias actuales, permitir la recuperación de poblaciones de insectos en desaparición y salvaguardar los servicios ecosistémicos vitales que ellos proporcionan', advierte el resumen de la ONU, al que tuvo acceso La Estrella de Panamá .

Se recomienda usar tecnologías de remediación efectivas para limpiar aguas contaminadas, tanto en entornos agrícolas como urbanos', agrega el documento.

Otro estudio reciente revela reducciones drásticas (más del 75%) en la biomasa de insectos en áreas protegidas de Alemania. Otro lugar que ha disparado las alertas es Puerto Rico, con un declive de hasta el 98% de los insectos de la tierra en los últimos 35 años.

IMPORTANCIA

Los insectos han habitado en los ecosistemas terrestres durante más de 400 millones de años. Las especies constituyen las tres cuartas partes del reino animal.

Por su abundancia, diversidad y adaptabilidad, los insectos son un componente crucial de la vida en la tierra.

Los invertebrados no solo proveen alimento a otros organismos, son además enlaces para mantener los servicios del ecosistema. Además, de servir como dietas de animales como pájaros, lagartos, anfibios, murciélagos, musarañas y peces, ofrecen servicios de polinización.

Sin embargo, su importancia para los seres humanos se limita al reconocimiento que le hacen los científicos, ambientalistas y naturalistas.

Los insectos no son solo el grupo más variado de animales invertebrados del planeta, con más de un millón de especies conocidas (frente a las 5,400 especies de mamíferos) y un peso estimado de su biomasa hasta 17 veces superior al total de los humanos.

Los científicos advierten de que la desaparición de los insectos podría crear un efecto ‘de cascada hacia arriba' y poner en peligro a animales superiores en la cadena trófica, así como alterar la calidad del aire y del agua.

Este resumen de prospectiva explora los servicios de insectos, las amenazas y las soluciones para mantener las poblaciones de insectos. El estudio es posiblemente uno de los más completos a escala global realizados hasta la fecha

LAS CINCO EXTINCIONES MASIVAS

Las diversas catástrofes de gran envergadura que han ocurrido en la Tierra han acabado con muchas especies y alteran la estructura geográfica del planeta.

La primera extinción masiva ocurrió hace aproximadamente 440 millones de años. Por movimientos geológicos internos, hubo derretimiento de glaciares que produjeron una subida del nivel de los océanos. Esta catástrofe afectó a gran escala la vida marina que más de un 60% de especies desapareció.

Hace aproximadamente 360 millones de años ocurrió la segunda extinción masiva. En el período Devónico, las grandes glaciaciones redujeron las temperaturas y el nivel del mar. Un 70% de las especies que vivían en aguas cálidas fueron afectadas y se cree que los corales nunca más volvieron a ser los mismos.

La tercera extinción masiva ocurrió hace 250 millones de años, entre los periodos térmicos y triásicos. Fue la que más ha impactado la vida en la Tierra en toda su existencia: desapareció un 95% de las especies. Los científicos consideran que la ‘Gran Mortandad', como se le llama también a este momento, fue causada por múltiples fenómenos.

Entre los períodos Triásico y Jurásico, hace cera de 210 millones de años, se produjo una cuarta gran extinción. En ese periodo, las temperaturas subieron a valores que afectaron la vida marina y terrestre.

La quinta extinción masiva, entre los períodos Cretácico y Terciario, 65 millones de años atrás, es la más conocida, donde desaparecieron los dinosaurios. La causa probable fue el impacto de un asteroide de grandes proporciones que provocó el cráter de Chicxulub, en la península de Yucatán.