Temas Especiales

23 de Oct de 2020

Salud

Espina bífida, un trastorno del tubo neural

La espina bífida forma parte de un grupo de trastornos llamados defectos del tubo neural (una estructura presente en el embrión, del que se origina el sistema nervioso central) con malformaciones del cerebro, la médula espinal o sus cubiertas.

La espina bífida forma parte de un grupo de trastornos llamados defectos del tubo neural (una estructura presente en el embrión, del que se origina el sistema nervioso central) con malformaciones del cerebro, la médula espinal o sus cubiertas.

Espina bífida, un trastorno del tubo neural

Así lo explica la Universidad de Harvard en una de sus publicaciones. Esta patología ocurre cuando la columna vertebral en desarrollo de un feto no se cierra correctamente en los primeros 28 días después de la fertilización.

El trastorno puede tomar una de tres formas: 1. Espina bífida oculta, donde la columna vertebral no está completamente cerrada. Esto puede no causar ningún síntoma y, a menudo, no requiere tratamiento. 2. Meningocele, donde parte de la cubierta de la médula espinal llamada meninges puede sobresalir a través de una abertura en la espalda. 3. Mielomeningocele, en la que una parte de la médula espinal sobresale a través de una abertura en la espalda.

Los meningoceles y mielomeningoceles pueden aparecer como estructuras en forma de saco en la espalda de un bebé al nacer. Cuando la mayoría de las personas se refieren a la espina bífida, se refieren a la forma más grave, el mielomeningocele. La incidencia de defectos del tubo neural varía según el país, oscilando entre 1 y 10 por cada 10,000 nacimientos. A menudo se informan tasas más altas entre las poblaciones más pobres.