Temas Especiales

27 de May de 2020

Tecnología

Es mejor poseer una parte de algo que exista

La humanidad siempre ha echado mano a una de las herramientas más poderosas jamás inventada: las redes

Es mejor poseer una parte de algo que exista
La Ciudad del Saber es un centro de promoción del conocimiento tecnológico.

Uno de los grandes paradigmas que he tenido que romper como mentor de emprendedores es el siguiente: la sola idea es suficiente para que las cosas funcionen.

Por sí sola la idea no tiene valor alguno. El verdadero valor surge de lograr que alrededor de ella se arme un equipo de personas que logre entender todas las aristas de la misma, para que se convierta en realidad.

Con el objetivo de alcanzar sus metas, la humanidad siempre ha echado mano a una de las herramientas más poderosas jamás inventada: las redes. Cuando un grupo de cazadores se unieron consiguieron cazar un mamut. Un solo individuo jamás lograría hacerle frente a un animal tan grande.

Este tipo de interacción es clave en el ecosistema emprendedor. En Panamá se han aunado esfuerzos para lograr alentar este tipo de acciones. Nosotros desde @CoworkingPTY le apostamos a la creación de conocimiento por medio de la generación de un ‘think tank’, sobre temas relacionados con la ‘economía del conocimiento’.

En días pasados, la Ciudad del Saber lanzó la ‘red de emprendedores’ como una herramienta para incidir en el ecosistema emprendedor del país. Entes, tanto privados como públicos, comienzan a enfocar sus esfuerzos en participar de esta gestión.

Es importante que todas estas iniciativas logren resultados tangibles, que los emprendedores sientan que se los ayuda y que las cifras macroeconómicas del país comienzen a reflejar esta realidad. Los entes gubernamentales deben entender que las cosas deben hacerse de forma sistémica, ya que apunta de regalos no se crea un emprendedor. La creatividad y la innovación deben inculcarse desde kínder y no en un curso de 120 de horas. Los países avanzan cuando invierten en cultura, educación y tecnología.