Temas Especiales

27 de Jan de 2021

Tecnología

Intuic, una apuesta por la igualdad de oportunidades

La plataforma tecnológica es pionera en brindar servicios de 'coaching', apoyo mediático y de liderazgo empresarial sobre todo a mujeres, y su presencia en América Latina

Según el reporte global de Mastercard Index of Women Entreprenuers (MIWE) Colombia lidera a los países latinoamericanos con presencia de mujeres en liderazgo empresarial con un 57%.Pexels

Para mujeres y conformado por mujeres es el lema de Intuic, la nueva plataforma donde la formación e impulso de directivas femeninas en el mundo es la prioridad. Fundada por la emprendedora argentina Silvina Moschini –también fundadora de las startups TransparentBusiness y SheWorks!– y dirigida por la mexicana experta en liderazgo, comunicación estratégica y mercadotecnia Laura Tabares.

Durante la pandemia, las oportunidades de reinvención y capacitación para las mujeres se han abierto; aún en un panorama gris dentro de lo laboral, plataformas como Intuic se han inclinado a dar una mano amiga a las mujeres tanto en puestos de liderazgo como a aquellas que necesitan de un empujón para lograr el éxito.

Aún con la implementación del teletrabajo en diversos países latinoamericanos, Tabares indicó a La Estrella de Panamá que las puertas se han abierto “aún más que en años anteriores”.

“Nunca nos hubiéramos imaginado que esto abriría un mundo de posibilidades para todos en general, para mejorar e impulsar los métodos de teletrabajo y, principalmente, para capitalizar a las mujeres”, dijo.

“Las mujeres estábamos en un posición desfavorecida dentro de una competencia no equitativa en las oficinas, y ahora que estamos en remoto y que las mujeres tenemos cierta experiencia en esto, estamos en una pista correcta con todos en las mismas circunstancias”, dijo Tabares.

Como directora ejecutiva en Intuic, se ha dedicado a “posicionar y dar mayor visibilidad a mujeres en puestos directivos y de liderazgo”, con un camino y una fórmula aprobada que les ha permitido “romper ese techo de cristal que hay sobre muchas de ellas, ayudarles a encontrar su propia voz, propósito y amplificar ambos”.

Así mismo, señaló la importancia de apoyar a la población femenina en temas de emprendimiento y negocios, puesto que muchas veces “las mujeres cuando están en estas posiciones de poder, están rodeadas de hombres, y muchas mujeres líderes luchamos contra el síndrome del impostor que nos hace sentir que lo que logramos debe ser producto de la suerte en vez de un esfuerzo y talento, porque en la cultura global así se ha enseñado aunque nadie lo diga abiertamente”.

Descubriendo y 'hackeando' el sistema, Tabares y su equipo han identificado las herramientas necesarias para impulsar la conectividad entre mujeres alrededor del mundo, utilizando ramas de la comunicación, relaciones públicas, mercadeo y estrategias corporativas para promover el liderazgo de las mujeres, el cierre de las brechas de género, apoyar a la construcción, amplificación y posicionamiento de los mensajes que “permitan a líderes femeninas abrir caminos y ser de inspiración para otras mujeres dentro de la generación de relevo”.

En cuanto a educación y capacitación mayor para el futuro, la experta dijo que es clave “presentar a las líderes femeninas actuales como ejemplos para las nuevas generaciones, para que cada vez sea más natural ver a mujeres en cargos de liderazgo y no siempre tengamos que hablar de inclusión y diferencia, sino de liderazgo en general, sin importar si es hombre o mujer, porque el talento no tiene género”.

En cuanto al apoyo a la contratación global de mujeres en 2021 –donde los retos laborales se podrían incrementar debido a la crisis sanitaria–, Tabares explicó que con Intuic, acompañada por la empresa hermana SheWorks!, especializada en brindar talento como servicio, se ha podido contar con “una gran cartera de talento femenino alrededor del mundo, el que es certificado y tiene acceso a la academia de SheWorks! donde reciben capacitaciones constantes”. Tomando como base las herramientas tecnológicas de esta empresa, Tabares anotó que será posible “llevar a más mujeres a puestos de trabajo donde pueda utilizar sus talentos y capacidades al máximo, sin importar dónde estén”; además, señaló como fortalezas de las mujeres profesionales el rendimiento de “mejores resultados, mayor proactividad, productividad y asertividad”.

“Tenemos la necesidad de ser eficientes, rápidas y contundentes en nuestra vida profesional, porque muchas veces también tenemos otras responsabilidades en casa de las que encargarnos”, expresó a este diario. Así mismo, puntualizó que “está de moda el liderazgo femenino” y la pandemia ha amplificado esto con la presencia de diversas autoridades –como presidentas, primeras ministras, entre otras– que han sabido manejar la crisis en sus países de “forma espectacular”.

“Una de las claves en nuestro liderazgo es tener inteligencia emocional”, comentó, “y no solo eso, sino que también el 55% de los títulos profesionales en el mundo los ocupan las mujeres, desde maestrías hasta doctorados, y tenemos más estudios a nivel global. Pero lamentablemente muchas mujeres dejan esto a un lado por diversas razones, desde lo personal, familiar, falta de oportunidades”.

Retos y luchas

Pese al esfuerzo de llevar a más mujeres a “encontrar su voz y amplificarla”, Tabares reconoce de los retos que presenta la región en materia de igualdad laboral, por lo que indicó que en este “momento de la historia el foco se debe centrar en colocar a las mujeres en posiciones donde obtengan oportunidades de desarrollo y un acompañamiento constante”.

El método laboral de trabajo remoto ha abierto oportunidad para las mujeres de flexibilizar su tiempo, además que las mujeres jóvenes de las generaciones de relevo como 'Millennials' o 'Z' están buscando más espacios remotos donde puedan trabajar sin tener que ceder sus espacios personales o familiares, lo que permite un entorno de trabajo más llevadero y donde se pueden ver diversas perspectivas sobre un mismo tema, ayudando con la resolución de problemas y la productividad.

Durante la mayor recesión económica desde la Segunda Guerra Mundial, la presencia de las mujeres en el entorno laboral ha sufrido grandes afectaciones, siendo el 87% de las empresas lideradas por mujeres las más golpeadas por la pandemia de la covid-19, según la Organización Mundial de Comercio (WTO, por sus siglas en inglés).

A través del reporte global del Mastercard Index of Women Entreprenuers (MIWE), se evidenciaron los pros y los contras que enfrentan las empresas lideradas por mujeres en 58 economías del mundo.

En el estudio realizado en medio de la pandemia, los resultados arrojaron que el emprendimiento femenino se ha alzado y la representación femenina en los negocios dentro de América Latina alcanzó el 57% en Colombia, siendo el país con mejores resultados, siguiéndole Chile, Argentina, Brasil, México, Uruguay, Costa Rica, Perú y Ecuador, según recopiló Entrepreneur.

“Hay una lucha constante por sobresalir, ser la mejor y seguir adelante cuando eres mujer en el mundo laboral”, señaló Tabares, “es así como se cierra el círculo en Intuic, cuando mujeres que ya han transitado los caminos del liderazgo y sus retos a nivel global, pueden poner sus talentos al servicio de otras mujeres, y por eso los resultados han sido inmensos”.

A su vez, la experta en liderazgo corporativo hizo hincapié en que “hay retos en materia de regulación y en un cambio de mentalidad que será necesario para un aumento en la contratación femenina regional”, porque aunque las circunstancias han puesto a hombres y mujeres en una carrera “un poco más igualitaria”, aún prevalecen “discursos que discriminan a la mujer y su capacidad de producir el mismo trabajo que un hombre, ya sea por nuestro género, o nuestros planes, y esto ya no puede existir en el futuro”.

Sobre la región

Latinoamérica aparece en diversos estudios como una región con baja participación femenina en puestos de liderazgo empresarial, según la lista de Fortune 500 para 2020; solo un 5,8% de mujeres aparecen con puestos de CEO en las empresas. Para Tabares, la obstaculización de las mujeres en puestos de directivas va “envuelto en nuestra cultura”, aunque no es algo exclusivo de Latinoamérica, se ha enfatizado más en la región.

“Socialmente hablando, Latinoamérica ha sido una cuna de este tipo de pensamiento de que las mujeres muy poco pueden hacerse cargo de una compañía, y lamentablemente algunas mujeres también han propiciado este pensamiento”, comentó, “pero ahora creo que las nuevas generaciones estamos trabajando con todo para cambiar esta mentalidad, educar y capacitar a más de nosotras para abrir un camino de más igualdad y oportunidad”.

Laura Tabares se ha destacado en mercadotecnia, liderazgo corporativo, comunicación estratégica y relaciones públicas.Cedida

Tabares indicó que este cambio de mentalidad es parte del trabajo de Intuic, con la misión de “crear un sentido de comunidad entre las mujeres líderes en el mundo, sin importar el país o la cultura”. “No debemos pensar solamente en blanco y negro, sino desarrollar capacidades emocionales, buscar soluciones sostenibles e inclusivas”, agregó Tabares, “hay una gran oportunidad cuando se tiene a las mujeres en puestos de liderazgo, aunque eso no quiere que los hombres no puedan o tengan estas habilidades emocionales, sino que estudios han demostrado que las mujeres suelen demostrarlos con más asertividad y por esto ambos géneros deben trabajar juntos para mejorar los campos laborales y sociales”.

En una visión futurista, Tabares considera que será posible lograr un cambio integral en la población regional, interiorizando la importancia de crear oportunidades igualitarias, espacios de comunicación y transparencia pública; además, instó a las empresas a tomar “este momento como de aprendizaje” e inclinar sus planes a “siempre buscar patrocinar y mentorear, porque ayudar a otros es buen negocio”.