13 de Ago de 2022

Tecnología

La realidad virtual: un catalizador en la educación

El uso de la tecnología llega para ser una alternativa en la implementación del aprendizaje

La realidad virtual: un catalizador en la educación
El metaverso también será importante para un desenvolvimiento positivo del alumnado como también del profesorado.Pixabay

Las innovaciones tocan las puertas de todos los ámbitos sociales, en este caso es favorecido el sector de la educación. La realidad virtual puede causar impactos positivos en el estudio para los estudiantes quienes podrán aprovechar esta herramienta para un mejor desenvolvimiento escolar.

Según un estudio de la Universitat Oberta de Catalunya (UOC), publicada del diario matinal La Vanguardia; concluye que este tipo de tecnología “puede triunfar entre los jóvenes”. Esta teoría viene de una hipótesis generada por el tiempo en que los jóvenes juegan videojuegos. Como describe el diario, el alumnado gozará no solo de la información teórica, sino que también vivirá la experiencia y será el protagonista de las lecciones.

El metaverso también será importante para un desenvolvimiento positivo del alumnado como también del profesorado. En esta misma nota por el diario, investigadores de la Universidad de Stanford llegaron a comprobar que más pequeños viven en un mundo hiperrealista en relación con las sensaciones que experimentan en la realidad virtual.

“Cuando se ven a ellos mismos nadando con orcas en un entorno virtual, muchos después creen que ha sido una experiencia en la vida real”, destaca el estudio.

El futuro impacto en Panamá

De la mano de Plan Below, quienes son un laboratorio de comunicación integral digital dedicada al desarrollo de experiencias interactivas e inmersivas y la agencia de marketing Bien Cuidao; hicieron una alianza para potenciar la colaboración entre empresas y buscar ser más sostenibles de la mano con las nuevas tecnologías.

Entre sus metas está potenciar el E-learning. Este nuevo modelo de aprendizaje surgió durante la pandemia provocada por el covid-19 y se define como un método de estudio que permite que el proceso de aprendizaje se lleve a cabo a través de cualquier dispositivo electrónico, ya sea una computadora o un celular. Buscarán expandir este modelo mediante la realidad virtual.

En entrevista con nuestro medio, Ligia Yap, directora de Bien Cuidao explicó como puede funcionar esta nueva tecnología y que beneficios le puede traer al sector educativo la implementación de esta herramienta.

“El uso de la tecnología inmersiva en la educación es una alternativa real para que tanto niños como jóvenes puedan acceder a experiencias reales dentro del aula, por ejemplo si queremos hablar de la historia de Roma, visitar el océano y nadar junto a ballenas o viajar al sistema solar y conocer los planetas se puede hacer complementando una clase de ciencias, matemáticas, historia, etc.”.

Continúo, “cuando hablamos de complemento es que una clase puede durar 45 minutos, y la experiencia inmersiva 5 minutos, siempre va a complementar y los contenidos pueden ser desarrollados según la necesidad curricular de cada colegios, municipio o ministerio”, relató Yap.

Como dato adicional, según un estudio de la Universidad de Oxford realizada en 100 colegios con clases tradicionales y con equipos inmersivos, los estudiantes aprenden un 70% más en clase y los profesores un 100% utilizando contenidos educacionales inmersivos a través de la realidad virtual.

La directora explicó que “la realidad virtual se utiliza desde los ocho años en adelante y la realidad aumentada permite trabajar con pequeños desde los tres a los cuatro años ya que los contenidos permiten interactuar con imágenes o animaciones en 3D para aprender letras, palabras, abecedario, cosas cotidianas, historias, libros, etc”.

Algunos puntos positivos de la realidad virtual

Entre los beneficios está el desarrollo de contenidos por parte de los estudiantes y por supuesto interactuar con contenidos educacionales.

“Existen muchos beneficios. Partiendo desde la experiencia inmersiva, visitar lugares, viajar desde tu aula de clases y conocer su entorno, interactuar con objetos, contenidos educacionales en todas las asignaturas, y el punto más relevante es que los alumnos a corto plazo puedan desarrollar sus propios contenidos, esto es parte de las herramientas del siglo XXI ya que el uso de la tecnología está asociado a todas las carreras sean tradicionales o tecnológicas”.

Continúo, “llegar con estos contenidos a todos los rincones y colegios de un país donde tanto alumnos como familia podrán tener acceso a este tipo de experiencias, aprender de una forma más lúdica e interactiva”, profundizó.

El papel del metaverso

Yap precisó que el metaverso podría usarse como una “herramienta exponencial” para el aprendizaje de los más jóvenes.

“La plataforma virtual en este caso metaverso debería permitir integrar otras herramientas que van a ir avanzado exponencialmente y en este caso el blockchain ayudará a que esto ocurra, además de permitir llevar un registro y seguro y transparente de todas las experiencias digitales sin necesidad de la intermediación de terceros”.

Por otra parte, el director y fundador de Plan Below, Roberto Miranda, indicó que la web 3.0 permitirá que los estudiantes “interactúen en tiempo real con los contenidos educativos” y afirmó que estas traerán muchos beneficios a la educación.

“En la educación será bastante importante porque va a permitir a través de la integración de la web 3.0 que los estudiantes puedan interactuar en tiempo real con contenidos educativos como por ejemplo armar un robot y programarlo, además interactuando con su profesor o alumnos de otros países inclusive compartiendo su experiencia personal o en grupo”.

Manifestó que “el desarrollo de estas experiencias inmersivas permitirá democratizar la educación y lograr entrar al mundo del Metaverso educativo de una forma lúdica a través de su avatar, personalizando su actividad virtual, tener clases y reuniones en el Metaverso y conocer entornos que en la vida real o física serían muy difíciles a través de experiencias realizadas en animaciones o videos inmersivos 360”.

Para finalizar, Miranda opinó que la inteligencia artificial podría hacerle una competencia a la inteligencia tradicional, siempre y cuando se utilicen las herramientas tecnológicas de manera responsable.

“Está claro que sí, pero siempre cuando se utilice de forma positiva, el conocimiento artificial permitirá tener conversaciones reales con máquinas que compartirán su experiencia y conocimiento, actualmente Google lo hace, pero por ejemplo podrás hablar y conectarte con personas de todo el mundo hablando un idioma diferente y entenderlo a través de su traducción en tiempo real”.

“Cuando utilizas la inteligencia artificial a tu favor de seguro le sacarás mucho provecho, actualmente varias universidades la utilizan con profesores virtuales para realizar experimentos y capacitaciones que en el mundo real serían peligrosas o muy caras, así te puedes equivocar y aprender de forma virtual sin riesgos y este profesor virtual aprende también de tus errores a través de la inteligencia artificial”, finalizó.