Temas Especiales

29 de Oct de 2020

Deportes

Una carrera impredecible

PANAMÁ. Tres semanas después de aquel espectacular Gran Premio de China, donde la Fórmula Uno pareció recuperar, al menos durante 56 vue...

PANAMÁ. Tres semanas después de aquel espectacular Gran Premio de China, donde la Fórmula Uno pareció recuperar, al menos durante 56 vueltas, toda la expectativa y emoción que había perdido, regresa la acción del Mundial con la cuarta fecha en el GP de Turquía, otra cita que promete mucha adrenalina.

Por cuarta vez consecutiva en las cuatro carreras que van del año, la pole position quedó para el ‘Niño Maravilla’ Sebastian Vettel y su energizado y rápido ‘Red Bull’, pero después de lo sucedido en China no se debe esperar una carrera dominada de principio a fin por el campeón más joven en la historia de la categoría.

Lo sucedido en el circuito de Shanghai el 17 de abril dejó claro que los cambios de reglas y la marca de los neumáticos empiezan a tomar efecto.

Aunque muchos estuvieron en contra de las modificaciones, éstas son las que le han devuelto el protagonismo a lo que pueda suceder en los boxes, al equipo entero y no solo a los pilotos, a los directores de equipo, al clima y a los diseños de los circuitos, como el de Estambul, cuya ‘curva 8’ dará de qué hablar hoy.

AERODINÁMICA VS. VELOCIDAD

Este circuito tiene de todo y para todos los gustos. Los sectores 1 y 2, la parte ‘lenta’ de la carrera y donde está la fantástica curva 8, son donde los carros como Red Bull, Mercedes, Renault, y hasta Sauber, pueden sacar mucho provecho por sus chasís.

Pero McLaren y Ferrari, que todavía sufren el síndrome de la primera mitad de temporada esperando un carro competitivo, podrán sacar ventaja sobre el final del sector 2 y todo el 3, donde el sistema de propulsión KERS lleva al bólido a 310 km/h hasta la curva 12, donde la fuerza ‘G’ llega a 7.

Una vez más, como pasó en China, gran parte de la carrera comenzará a decidirse según lo que suceda en la largada.

La última vez, Vettel demoró en salir; Hamilton y Button salieron como torpedos, Renault se metió en la conversación y Ferrari, ya acostumbrado, tuvo que remar desde atrás.

UNA CARRERA ABIERTA

Puede pasar cualquier cosa, más si la lluvia vuelve a hacer estragos como en los entrenamientos del viernes.

Por solvencia y constancia, Vettel se perfila a llevarse otros 25 puntos, pero el temperamento y la decisión de Hamilton, quien ganó en China de gran manera, lo postulan al primer lugar.

Más conservador pero no menos efectivo está Jenson Button, un especialista en carreras lentas o con lluvia; y luego está el analítico Alonso, un gigante que no termina de despertar por un carro inconsistente pero que siempre está ahí.

Los que pueden sorprender, y que han mejorado muchísimo en tres carreras, son los Mercedes GP. De a poco igualan la línea de los McLaren y esta carrera se ve ideal para que Rosberg, de gran clasificación, saque provecho de su mejorado bólido, al igual que el heptacampeón Michael Schumacher, quien a pesar de que no termina de asentarse a la nueva F1, lentamente le toma el gusto vuelve a dar pelea.

VETTEL LARGA PRIMERO

El actual campeón, Sebastian Vettel, fue el más rápido ayer en las tres sesiones de clasificación y se quedó, una vez más, con la pole position al registrar , cuatro décimas más rápido que el segundo, su compañero Mark Webber.

En tercera posición partirá el alemán Nico Rosberg con su Mercedes GP; en la misma línea partirá Lewis Hamilton de cuarto; Fernando Alonso y Jenson Button quedaron quinto y sexto, respectivamente, y la tanda de los 10 primeros la completan Vitaly Petrov (Renault), Michael Schumacher, Nick Heidfeld (Renault) y Felipe Massa (Ferrari).

El venezolano Pastor Maldonado (Williams) partirá desde la 14ª posición, mientras que el mexicano Sergio Pérez (Sauber), de grandes actuaciones, saldrá detrás del sudamericano en la 15ª.