Panamá,25º

21 de Jan de 2020

Boxeo

Rouss de Moreno espera cambiar el rostro del boxeo

La llegada de Rouss al boxeo como promotora fue algo totalmente circunstancial, la oportunidad se presentó y emergió su espíritu emprendedor

Rouss de Moreno espera cambiar el rostro del boxeoCedidas

Hacer boxeo en Panamá se ha convertido en una tarea muy difícil; para algunos empresarios es toda una odisea. Aun así, la actividad no se ha detenido y al cerrarse el 2019, se habrá realizado más de una docena de funciones.

Uno de estos empresarios es Rouss Laguna de Moreno, quien contra viento y marea tiene “entre ceja y ceja” cambiarle el rostro al boxeo istmeño, contando con un campeón mundial al término de la actividad en 2020.

Rouss de Moreno espera cambiar el rostro del boxeo

Laguna de Moreno es la presidenta de la empresa Laguna Premium Boxing Promotion y al mismo tiempo mánager de su esposo, Anselmo 'Chemito' Moreno, ex campeón mundial gallo.

Su llegada al boxeo como promotora fue algo totalmente circunstancial, la oportunidad se presentó y emergió su espíritu emprendedor.

Rouss de Moreno, esposa, madre y empresaria, está tirando golpes, como en una práctica de “shadow boxing”, para constituirse en la primera mujer que plantó bandera en un negocio que comúnmente manejan los hombres.

Rouss de Moreno espera cambiar el rostro del boxeo

Un trabajo diferente

Inició sus pasos en ese difícil negocio hace unos diez años, como representante de “Chemito” Moreno, entonces súper campéon mundial gallo de la AMB, y hace unos cinco se dio la posibilidad de hacer otro rol dentro del negocio.

“Recuerdo que fue en 2014 cuando un promotor en Estados Unidos me dijo que quería realizar una función con 'Chemito' en Panamá, pero yo tenía que buscar los patrocinadores”, señaló.

Rouss de Moreno espera cambiar el rostro del boxeo

“Nunca pensé en ser promotora, pero una cosa llevó a la otra. Entendí que si buscaba los patrocinadores, podía hacer el mismo trabajo que él y mejor, porque nosotros somos panameños”, reflexionó. Fue entonces que entendió que no era fácil ser madre, esposa y empresaria al mismo tiempo, y que esta actividad es bastante compleja.

“No es un trabajo cualquiera y menos esa combinación, ya que soy madre de tres niños y esposa de un boxeador, al que tengo que asistir en entrenamientos, dieta, vestuario, vitaminas; estar allí en su día a día”, reflexionó.

Rouss de Moreno espera cambiar el rostro del boxeo

“Sin embargo, todos (en la casa) entienden que cuando ese momento llega, cada uno debe dar lo mejor de sí. Los niños, en sus labores escolares; mi esposo, en su trabajo, donde es muy disciplinado; y nosotros, en el nuestro”, matizó.

Rouss, hija del ex monarca colonense Ismael Laguna, es madre de Rocco, de 12 años; Chemito, de 7; y Victoria, de 3.

Rouss de Moreno espera cambiar el rostro del boxeo

Boxeo y turismo

A Rouss le ha quedado claro que el boxeo es una muy buena herramienta para promover el turismo, siempre y cuando las autoridades gubernamentales también estén convencida de ello.

“Una lección que aprendí es que por medio de este deporte se puede impulsar el turismo, ya que la representación de boxeadores de renombre en diferentes países sirve como estrategia”, aseguró.

En sus primeros pasos recibió el apoyo del gobierno del entonces presidente Ricardo Martinelli, quien brindó su respaldo para hacer las funciones, así como del empresario Sergio González, quien conoce este negocio en toda su estructura.

Rouss de Moreno espera cambiar el rostro del boxeo

Hasta ahora su empresa ha organizado cuatro funciones de boxeo, cifra que espera igualar el próximo año.

Su rol de empresaria le ha permitido codearse con grandes figuras de este negocio, entre ellos los presidentes de la Asociación y Consejo Mundial de Boxeo, el venezolano Gilberto Mendoza, y el mexicano Mauricio Sulaimán, respectivamente.

De igual forma, mantener una relación con grandes empresas, como la estadounidense Golden Boy Promotions, del ex campeón Óscar de la Hoya, que le permitió firmar un lucrativo contrato para presentar peleas de “Chemito” Moreno.

Grandes proyectos en 2020

Panamá está atravesando por un año bastante difícil en su economía, pero aun así, Rouss cree que cuenta con la fórmula para sacar un nuevo campeón mundial, unido al hecho de que se siente totalmente respaldada por sus patrocinadores.

“Para mí se ha vuelto un reto el sacar el deporte del boxeo del hueco en que se encuentra. Los patrocinadores que tengo creen en el boxeo y que con la fórmula con que contamos, lograremos tener no uno sino varios campeones el próximo 2020”, expresó.

En sus planes está el organizar cuatro carteleras, una de ellas por un título del mundo, y dos en Colón, ciudad donde la actividad ha decaído enormemente.

No obstante, primero se pondrá al día en sus compromisos con las autoridades del boxeo istmeño.

Tras cumplir con estos requerimientos, su plan es guiar a Anselmo Moreno a una pelea por el título mundial pluma, proyecto en el que se trabaja desde que volvió a los cuadriláteros este año.

Buscará en sus carteleras promover a otros prospectos, aunque no está en ella dirigir a otro púgil; eso se lo dejará a “Chemito”, una vez se retire del boxeo.

“No creo sentirme lista para promocionar a otros boxeadores. En su momento, ese trabajo lo podrá desarrollar mi esposo como promotor”, apuntó.