Temas Especiales

27 de Oct de 2020

Fútbol

Brasil-Colombia y Alemania-Francia, cuartos de final con pronóstico reservado

Los cuatro equipos llegan a la antesala de las semifinales en calidad de invictos

Brasil-Colombia y Alemania-Francia, cuartos de final con pronóstico reservado
Brasil llega al partido contra Colombia con la presión de todo un país que le exige ganar el título mundial en casa y enterrar definitivamente el fantasma del Maracanazo de 1950, cuando perdió el partido final ante Uruguay por 2-1

Alemania se mide con Francia y Brasil enfrenta a Colombia este viernes en el inicio de los cuartos de final del Mundial de Brasil-2014, en dos partidos con pronóstico reservado en los que el buen fútbol está asegurado.

Los cuatro equipos llegan a la antesala de las semifinales en calidad de invictos.Colombia ganó los cuatro partidos que jugó hasta ahora, liderada por el máximo goleador del Mundial, el talentoso zurdo James Rodríguez, máximo goleador de Brasil-2014 con cinco tantos.

Francia y Alemania llegan con tres victorias y un empate cada uno y Brasil lo hace con dos triunfos y dos empates, el último de ellos frente a Chile en octavos de final donde sufrió y finalmente se impuso en la definición por tanda de penales.

Los cuartos de final arrancan en el estadio Maracaná de Rio de Janeiro, donde Francia y Alemania reeditan un clásico del fútbol europeo a partir de las 13H00 locales (16H00 GMT). Más tarde, en el estadio Castelao de Fortaleze (noreste), desde las 17H00 (20H00 GMT) Brasil tiene una prueba de fuego en su camino al hexa contra la selección cafetera que dirige con mano maestra el argentino José Pekerman y que por primera vez en su historia disputa unos cuartos de final de un Mundial.

Los cuartos de final se completan el sábado con los partidos Holanda-Costa Rica en Salvador (noreste) y Argentina-Bélgica en Brasilia (centro-oeste).

NEYMAR CONTRA EL "REY JAMES"

Brasil llega al partido contra los cafeteros con la presión de todo un país que le exige ganar el título mundial en casa y enterrar definitivamente el fantasma del Maracanazo de 1950, cuando perdió el partido final ante Uruguay por 2-1.

Esa presión ha llevado a que el equipo auriverde no haya podido soltarse y desplegar su mejor fútbol y ha sufrido para ganar sus partidos.En octavos de final pudo incluso perder ante Chile pero la suerte estuvo de su lado cuando a los 119 minutos un tiro con claro destino de gol de Mauricio Pinilla dio en el travesaño y salvó a Brasil de la hoguera.

"No quiero dar un show. Es la última cosa que tratamos de hacer. No estamos aquí para dar espectáculo. Estamos aquí para correr hasta el final y salir vencedores", señaló el astro Neymar para dejar en claro que el objetivo de Brasil, lejos de volver al 'jogo bonito' pasa por ganar el Mundial.

Pero enfrente tendrá a una Colombia que llega al encuentro liberada de presiones y dispuesta a tocar la gloria con las manos. Los cafeteros ya han conseguido la mejor actuación de su historia en Brasil-2014 al llegar a cuartos de final.

Y para seguir haciendo historia cuentan con el as del Mundial, el 'Rey James' Rodríguez, autor de los dos goles en la victoria 2-0 contra Uruguay en octavos y que lleva cinco en el torneo.

James Rodríguez "es un fenómeno, es un grandísimo jugador que le aporta mucho a la selección en su estilo de juego", describió su lugarteniente Juan Guillermo Cuadrado, pieza clave del andamiaje ofensivo de Colombia.

CLÁSICO EUROPEO CON SABOR A REVANCHA

Los cuartos de final se inician en el mítico Maracaná con un clásico europeo entre Alemania y Francia con sabor a revancha para los galos, que fueron derrotados por los alemanes las dos últimas veces que jugaron en Mundiales, en las semifinales de España-1982 y México-1986.

El choque de este viernes hace recordar especialmente la semifinal de España-1982, en la que Alemania remontó dos goles de desventaja en el alargue y terminó ganando en los penales, en partido disputado en el estadio Sánchez Pizjuán de Sevilla el 15 de julio de ese año.

Dicho encuentro también quedó grabado en la memoria por la terrible entrada del portero germano Harald Schumacher al jugador galo Patrick Battiston (minuto 60), que fue evacuado del campo con conmoción cerebral, una vértebra fracturada y dos dientes rotos, y sin que el árbitro señalase siquiera falta.

Los jugadores "no habían nacido, ¿qué les voy a explicar?", dijo el DT de Francia, Didier Deschamps, que tenía 14 años entonces."Fue hace mucho tiempo. Son momentos crueles porque aún hoy hablamos. No vamos a hablar de revancha ni nada de eso, pero fue un gran momento, emocionante, triste. Por ello el fútbol es mágico", sostuvo Deschamps.