03 de Dic de 2021

Fútbol

Simeone busca el remedio a la fragilidad

Seis goles encajados en los últimos cinco partidos y solo uno de esa serie dejando su puerta a cero

Simeone busca el remedio a la fragilidad
El centrocampista Yannick Carrasco (c) durante el entrenamiento del Atlético de Madrid.EFE

Seis goles encajados en los últimos cinco partidos y solo uno de esa serie dejando su puerta a cero. Los guarismos defensivos del Atlético de Madrid ocupan a su entrenador, el argentino Diego Pablo Simeone, que este viernes se dedicó a buscar remedios a la fragilidad de su zaga.

El buen juego, salvo el primer cuarto de hora, ante el Liverpool inglés, no oculta el hecho de que el Atlético cayó encajando tres tantos (2-3), algo que no le ocurría desde hace un año, en casa del Bayern Múnich alemán, entonces vigente campeón europeo que le propinó un repaso inapelable (4-0).

El resultado del martes cierra una serie de cinco duelos en los que el conjunto rojiblanco solo ha conseguido una vez dejar su portería a cero, en el último partido antes del parón ante el Barcelona (2-0). El resto de encuentros fueron la remontada 1-2 en casa del Milán italiano, la derrota en Vitoria ante el Alavés (1-0) y otra remontada a domicilio, en este caso en Getafe (1-2).

Seis goles en cinco partidos son demasiados para lo que acostumbra el conjunto rojiblanco, que en estos encuentros no ha podido contar siempre con todos sus efectivos en defensa.

El montenegrino Stefan Savic, actualmente lesionado, se perdió los dos partidos de Liga de Campeones por la sanción que arrastra de la anterior campaña -y todavía le queda un encuentro, contra el Liverpool en Anfield Road-; y el uruguayo José María Giménez no comenzó ante el Liverpool por su reciente recuperación de la lesión muscular que sufrió con su selección, aunque acabó jugando.

Aun sin Savic, que sigue ejercitándose al margen por la lesión muscular en el muslo izquierdo que sufrió ante el Barcelona y le impidió jugar con Montenegro, pero sí con Giménez, el entrenador argentino dedicó buena parte de la sesión matutina de este viernes a pensar en alternativas para la zaga.

Una de ellas podría pasar por el cambio de esquema. Aunque lleva un año aplicando con éxito una formación con tres centrales y dos laterales ofensivos (el inglés Kieran Trippier y el extremo belga Yannick Carrasco), Simeone barrunta la posibilidad de volver a la línea de cuatro defensores que había utilizado tradicionalmente.

En la soleada mañana de Majadahonda, el preparador argentino dispuso al brasileño Felipe Monteiro y Giménez como pareja de centrales, con Trippier a la derecha y el brasileño Renan Lodi como lateral zurdo. Con ellos trabajó la respuesta a los pases a la espalda y los centros laterales.

Con una mirada atenta y reclamando intensidad, el 'Cholo' alternó entre esa pareja de zagueros y la formada por el francés Geoffrey Kondogbia -centrocampista reconvertido a central por la ausencia de efectivos, pero que naufragó en esa posición ante el Liverpool, lo que hizo que fuera sustituido- y Mario Hermoso; aunque pareció que dedicara más tiempo a la primera alternativa.

Todo podría cambiar si Savic retornara a tiempo para jugar el domingo ante la Real Sociedad en el Wanda Metropolitano (21.00 horas), lo que le podría recuperar los tres centrales con el montenegrino, Giménez y Felipe. Pero el balcánico lleva varias semanas al margen y se antoja difícil que vuelva directo al once.

UN MAR DE POSIBILIDADES EN ATAQUE

Si la situación defensiva es de escasez de efectivos, todo lo contrario ocurre en ataque, donde este Atlético cuenta con un mar de posibilidades. El buen momento de juego del portugués Joao Félix y los goles del francés Antoine Griezmann (dos al Liverpool y uno, el de la victoria, al Milán) resaltan más que nunca, pero el máximo goleador de este Atlético sigue siendo el uruguayo Luis Suárez, con 5 goles en 11 partidos entre todas las competiciones.

Todo apunta a que el uruguayo podría volver a ser de la partida tras comenzar desde el banquillo el martes. La duda es si su acompañante será Joao, Griezmann o el argentino Ángel Correa, cuyo gran arranque con tres goles en las dos primeras jornadas se ha visto difuminado por el brillo del resto de sus compañeros. Del brasileño Matheus Cunha se ha visto poco o nada, hasta el momento.

En el centro del campo y sin Marcos Llorente, que en los minutos que disputó contra el Liverpool volvió a recaer de la lesión muscular que sufrió ante el Barcelona, parecen fijos el capitán 'Koke' Resurrección y el francés Thomas Lemar. El argentino Rodrigo de Paul también se ha ganado un puesto por su buen trabajo ante el Liverpool, y sin carrileros está por ver cuál es el sitio de Carrasco, o si comenzará en el banquillo.

Muchas incógnitas en ataque, pero con seis goles a favor en los últimos tres partidos, no parece este el asunto que más inquiete a Simeone. Ante el actual líder de LaLiga Santander, la Real Sociedad (aunque tiene un partido más), su ocupación principal es fortalecer su defensa. Encontrar un remedio a su fragilidad.