Pescadores de río revuelto’, en baloncesto

Actualizado
  • 27/07/2013 02:00
Creado
  • 27/07/2013 02:00
Quizás algunos de la nueva ola se preguntan, ¿qué autoridad tiene este servidor para usar un título como el de hoy para hablar del balon...

Quizás algunos de la nueva ola se preguntan, ¿qué autoridad tiene este servidor para usar un título como el de hoy para hablar del baloncesto panameño?. Respondo, fue el deporte donde precisamente cubría al inicio de mi largo peregrinaje por la crónica deportiva. Por coincidencia, fue en este diario, entonces ‘La Estrella de Panamá’, donde mantenía una columna llamada ‘Hablando con los Canasteros’. Mi primer viaje a un Juego Regional, era más bien para cubrir el baloncesto de los IV Juegos Bolivarianos, celebrados en Barranquilla, Colombia, en 1961.

Aún recuerdo ese dasafío final por la disputa de la medalla de oro. La escuadra panameña, que contaba con figuras como Luis Ardines, July Andrade, Héctor Montalvo, Frank Holness, Rogelio Aikman, Ramón Reyes, Rombo Pérez, Nanas Davis, Atway Masiah, y Eugenio ‘Yuyín’ Luzcando Jr., venció al favorito prohibitivo Perú. Después de esta ‘perorata’, lo que en verdad quiero enfocar en la servida del ‘Coctel’ de hoy, es en una verdad irrefutable.

El baloncesto ha sido un deporte privilegiado donde muchos atletas destacados han tenido la oportunidad de una beca para combinar su carrera con una sólida preparación académica y así convertirse en excelentes profesionales.

Por espacio solo voy a citar a tres: Luzcando Jr., Cecilio Williams, y en especial a Vicente Mcintosh, un excelente canastero que llegó a ser no solo director del Colegio Abel Bravo de su ciudad natal Colón, sino que en la Univer sidad de Los Ángeles California, (UCLA), fue Director del Programa de Oportunidades y Acceso Estudiantil. Lo preocupante de todo esto, es que ninguna de los atletas que brillaron en el baloncesto, han ocupado la presidencia de la Federación Panameña de Baloncesto. Algunos han sido ‘secundones’, pero no presidente de la Fepaba. Vemos todo lo contrario en Cuba, pues, Ruperto Herrera, que fue un gran canastero, y formó parte de la selección cubana que ganó la medalla de bronce en los JO de Munich 1972. También fue parte de la selección para los JO de México 1968, y Moscú 1980. Además de profesor de la Universidad de Ciencias de la Cultura Física y el Deporte, Manuel Fajardo, es el actual presidente de la Federación de Baloncesto de Cuba, y a la vez secretario del Comité Olímpico Cubano. Es triste que en Panamá, la casi totalidad de ocupantes de la Fepaba, no han sido jugadores destacados del baloncesto. Aunque esto no es un requisito sine qua non para ser presidente, tiene la ventaja de que un ex canastero con una sólida preparación académica, puede conducir a ese deporte hacía el éxito.

En la actualidad, y con un buen cálculo, por la pésima dirección de Miguel Sanchíz Jr. como presidente de la Fepaba, fue suspendido para la Fiba, que autorizó nuevas elecciones para elegir nuevos directivos del baloncesto panameño, han surgido los ‘pescadores de río revuelto’, y sospecho que hasta con una ‘agenda política’ oculta, para ser el nuevo presidente de la Fepaba. Porfirio Ellis, un político cuya elección al frente de la Fepaba durante la presencia de Rubén Cárdenas P. como DG de Pandepores, fue irregular porque adolecía de fallas, ha vuelto a la ‘su- perficie’, y aspira a ser elegido presidente de la Fepaba. Ha dado indicios que por sus múltiples ocupaciones, que será un presidente tipo Miguel Sanchíz Jr., de delegar funciones, y aparecer cuando la ‘mesa está servida’.

Tampoco creo que Jair Peralta está listo para sacar al baloncesto de ese hueco profundo en que está metido. Hay quienes creen que su progenitor, sería quien en el trasfondo dará las órdenes, de ser elegido Jair. Lo triste es que en mi opinión, está a la orden del día los ‘pescadores de este río revuelto’ del baloncesto, y es posible que la Fepaba nunca sea dirigida por un atleta de gran trayectoria y con un amor profundo por el baloncesto. Tomen nota. Así es.

COCTEL DEPORTIVO

Lo Nuevo
comments powered by Disqus