Temas Especiales

19 de Sep de 2020

Economía

Se incrementa el consumo de huevo

PANAMÁ. Con un consumo per cápita de 123 huevos y una producción local que ronda los 400 millones de unidades al año la industria del h...

PANAMÁ. Con un consumo per cápita de 123 huevos y una producción local que ronda los 400 millones de unidades al año la industria del huevo en Panamá genera un comercio de aproximadamente 44 millones de dólares al año entre las 10 empresas que se dedican a esta actividad.

El sector es liderado por la empresa Melo, S.A. que produce anualmente 124 millones de huevos, seguido de la Toledano que produce otros 91 millones de huevos y el resto de la producción que totaliza 185 millones de unidades se la reparten las empresas Arce Avícola S.A., Finca Avícola Santa Librada, Hacienda Los Guayacanes, entre otras.

Edmeira Sandoval, secretaria de la Comisión Nacional del Huevo (CONAHO), manifestó que la producción aumentó alrededor de un 10% si se compara con los 390 millones de unidades producidas el año pasado.

Años tras año se ha notado un aumento tanto en la producción como en el consumo.

Las cifras hablan por sí solas, ya que de 94 unidades que se consumían en el 2002 estas se han elevado a 120 (ver gráfica). El consumo ha crecido juntamente con la producción, de 285 millones de huevos que se producían en el 2003 la cifra se ha elevado a 390 millones al 2007. Este año la producción se ha elevado a 10 millones de unidades más (ver gráfica).

A pesar de los esfuerzos para rentabilizar la industria el consumo y la producción de huevo es bajo en comparación con otros países, explicó Carlos Díaz director de bioseguridad de la empresa Melo.

El país que más consume huevo en Latinoamérica es México, agrega Díaz, que el consumo per cápita de ellos es de 380 unidades por año seguido de Uruguay y Colombia con 218 y 205 unidades respectivamente. Panamá se encuentra en la posición número 11 de los 17 países de mayor consumo, destacó.

EL MITO DE LAS HORMONAS

Sandoval cree que la actividad aún no ha despegado, más bien se muestra lenta y esto se debe a los mitos y prejuicios que se le atribuyen al huevo.

Díaz que es especialista en esta actividad destacó que relacionar al huevo con las hormonas ha provocado que una cantidad considerable de consumidores vean a este producto como algo dañino. Existen organismos internacionales que dan fe de las virtudes en el consumo del huevo. Una de ella es la Asociación Americana del Corazón que en el año 2000 recomendó consumir siete huevos a la semana o sea un huevo diario para contrarrestar los efectos del colesterol.