Temas Especiales

28 de Oct de 2020

Economía

MEF revisará contratos de Cobranzas del Istmo

Gestión de cobro de impuestos no será tercerizada

MEF revisará contratos de Cobranzas del Istmo
Ministerio de Economía y Finanzas.

Actualmente la gestión de cobros, a través de la Autoridad Nacional de Impuesto de Panamá (ANIP), la realiza la empresa Cobranzas del Istmo, a la cual el Estado le ha pagado en comisiones más de 39 millones de dólares en los dos últimos años.

Según informes oficiales, en el 2013 se le pagaron comisiones por 9 millones de dólares; sin embargo, en el primer semestre de 2014 los pagos aumentaron a 30 millones de balboas por el mismo concepto, a pesar de que los ingresos tributarios directos (que incluyen Impuesto Sobre la Renta y el Impuesto de Inmueble) están en negativo desde marzo, comparado con el 2013. Estos renglones en rojo en la recaudación de ingresos son los principales que están sometidos a la gestión de cobro de la citada empresa.

El ministro de Economía y Finanzas, Dulcidio De La Guardia, indicó que una vez que la Dirección General de Ingresos (DGI) vuelva a formar parte del MEF, “el contrato de Cobranzas del Istmo será revisado” a la luz del marco constitucional y legal vigente y “se llevará a cabo una auditoría de todos los pagos hechos a dicha empresa”.

El titular del MEF también señaló que cuando se reactive la DGI se suspenderá la asignación de nuevas cuentas para la gestión de cobro por parte de Cobranzas del Istmo.

La DGI estará preparada para garantizar el efectivo cumplimiento de las obligaciones tributarias de los contribuyentes de Panamá y la lucha contra la evasión fiscal continuará siendo la mayor prioridad en la agenda de trabajo de la administración tributaria.

La efectiva gestión fiscal facilita al Estado su labor de redistribuir más equitativamente la riqueza de Panamá, por lo que la DGI continuará facilitando la interacción del contribuyente con el fisco a través de la simplificación de los trámites tributarios. Además, sancionará al evasor cuando corresponda, no por razones políticas sino estrictamente legales y conforme a derecho.

De acuerdo con el contrato suscrito entre el Estado y Cobranzas del Istmo, la empresa ganaba una mayor comisión si la gestión de cobro se hacía efectiva en un lapso mayor de tiempo. La comisión ganada era 15% del total recuperado para el fisco, si el cobro se hacía efectivo en un periodo de 12 a 18 meses. Subía a 20% si el cobro se hacía entre 18 y 24 meses. Pasaba a 25% si el lapso oscilaba entre 24 y 30 meses. Y alcanzaba 30% si el cobro se hacía efectivo después de 30 meses.

“El contrato promueve que Cobranzas del Istmo tenga un incentivo de cobrar las cuentas cuando están más añejadas, situación que va en contra de los intereses del Estado y que ocasiona que la compañía se quede con el 30% de los recaudos en la mayoría de los casos, como puede verse claramente en los gráficos adjuntos”, destacó la viceministra de Finanzas, Eyda Varela de Chinchilla.

En los primeros seis meses del año 2014, el 91,2% de los pagos que se hicieron a Cobranzas del Istmo corresponden a gestiones de cobro a las que les correspondían comisiones de 30%. Y en el año 2013, el 67% de los pagos hechos a la empresa correspondían a esta tasa de comisión.