Temas Especiales

05 de Mar de 2021

Economía

El deber de descentralizar y desarrollar al país

No se puede lograr el desarrollo impulsado solo por la capital de un país

No se puede lograr el desarrollo impulsado solo por la capital de un país. Por ello, la decisión de retomar el proceso de descentralización ha sido acertada.

Con los niveles de concentración de poder del gobierno en la capital, jamás Panamá podrá llegar a ser un país desarrollado. En el país existe una fuerte heterogeneidad en la situación económica y social, a nivel de provincias, municipios, corregimiento y poblados. Las necesidades, el desempleo, los servicios de educación y salud, y las oportunidades de desarrollo, difieren, y en alguno casos, significativamente.

De allí que el proceso de descentralización debe enfocarse en tres fases. En la primera, desconcentrar el poder que tiene el gobierno central en la capital. En la segunda, fortalecer la capacidad de gestión y ejecución de los municipios. Y, en la tercera, fortalecer la participación ciudadana.

La primera fase, de desconcentración del poder del gobierno en la capital, exige modernizar y fortalecer las entidades públicas provinciales. Estamos hablando de mejorar las capacidades de las representaciones de los ministerios y las entidades descentralizadas en las provincias y las comarcas indígenas.

De esta manera será viable pasar a la segunda fase, que consiste en fortalecer las capacidades de gestión y ejecución de los municipios. Esto, porque precisamente, es a través de los gobiernos o entidades provinciales, la vía más factible para mejorar la capacidad de gestión y ejecución de los municipios.

La tercera etapa involucra la participación ciudadana en la gestión de los gobiernos locales. Los ciudadanos deben y tienen que incidir en las decisiones de los gobiernos locales y, sobre todo, en la ejecución de los gastos y las inversiones, porque son ellos los que mejor conocen sus prioridades y necesidades. Esta fase es posible llevarla a cabo cuando se cumplan las primeras dos, es decir, cuando se cuenten con sólidas estructuras de gobierno locales (provinciales y municipales).

La descentralización también tiene como objetivo el desarrollo de nuevas actividades económicas, negocios e inversiones en todo el territorio nacional.

ECONOMISTA