Temas Especiales

02 de Jun de 2020

Economía

El tiempo en la garantía

Es fundamental para el consumidor conocer con certeza el término de la garantía de la compra efectuada...

Al momento de comprar un producto o contratar un servicio, probablemente no pocos consumidores desconozcan la importancia del conocimiento de las fechas, no solo del día en que adquirimos el bien o la prestación del servicio, sino también de aquellas ocasiones en que procedamos a contactar, ya sea al mismo proveedor o al servicio técnico autorizado, con motivo de cualquier reclamación que surja dirigida a hacer efectiva la garantía.

Como sabemos, la compra de un producto o la prestación de un servicio, implica una relación comercial que mantiene su vigencia en cuanto a la cobertura de la garantía, durante el término ofrecido por el proveedor, el que además no podrá ser inferior al ofrecido por el fabricante, tratándose de la venta de bienes nuevos. Por tal razón, es fundamental para el consumidor conocer con certeza el término de la garantía de la compra efectuada, procurando además que esta conste por escrito, ya sea en la factura de compra o en el certificado de garantía, cuyo término comenzará a correr a partir de la entrega del producto al consumidor.

Por otro lado, además de la fecha de inicio de la vigencia de la garantía, también es indispensable conocer la fecha en que se ha efectuado un reporte por razón de algún daño o desperfecto de funcionamiento presentado en el bien, toda vez que la Ley 45 de 31 de octubre de 2007 en materia de protección al consumidor, establece que el proveedor contará con un término de 30 días para dar respuesta, contados a partir de la fecha en que se presente la respectiva reclamación.

Así mismo, en aquellos casos donde el consumidor se ha visto en la necesidad de reportar en varias oportunidades problemas de funcionamiento en el producto (por ejemplo, electrodomésticos o equipos electrónicos), lo que ha imposibilitado el uso normal y adecuado del mismo, durante la vigencia de la garantía; las constancias de dichos reportes permiten acreditar al consumidor, en el evento de interponer una queja contra el proveedor, el derecho a exigir el reemplazo del bien por uno nuevo, al no solucionarse efectivamente las fallas de funcionamiento mediante las reparaciones efectuadas, por el servicio técnico autorizado.

Otro ejemplo de la importancia del tiempo en la garantía, es precisamente la fecha de aquel reporte realizado por el consumidor, antes del vencimiento de la garantía del producto, sin que el mismo haya recibido una respuesta por parte del proveedor; ya que la misma ley contempla que cuando el consumidor acuda a la autoridad competente a hacer valer sus derechos fuera del plazo establecido en la garantía, deberá acreditar que compareció ante el proveedor dentro de dicho plazo a fin de hacerla efectiva, lo que quedará demostrado con la fecha del reporte de daño efectuado ante el agente económico por el consumidor.

ABOGADA EN EL DEPARTAMENTO DE DECISIÓN DE QUEJAS