La Estrella de Panamá
Panamá,25º

18 de Oct de 2019

Economía

Aniversario del Canal de Panamá

Hace un año, el Canal de Panamá exhibía orgulloso al mundo sus nuevas instalaciones y Chile estaba presente con una delegación numerosa

Hoy día es una fecha especial, se cumple el primer aniversario de la ampliación del Canal de Panamá y Chile vuelve a estar presente a través del buque “Valparaíso Express”, de la naviera Hapag-Lloyd, de la cual es accionista principal y que durante el año de operación del nuevo juego de esclusas ha cruzado siete veces el Canal de Panamá, lo que es una manifestación del valor que representa para el comercio internacional de nuestro país la vía interoceánica.

Pero vale la pena aprovechar este “cumpleaños” para repasar algunos hitos: Hace un año, el Canal de Panamá exhibía orgulloso al mundo sus nuevas instalaciones y Chile estaba presente con una delegación numerosa encabezada por la Presidenta de la República y que contó con la presencia del Canciller, ministros, empresarios, presidentes de puertos y parlamentarios; luego de aquello “pasábamos revista” en Panamá, junto la Comisión de Libre Comercio binacional, a nuestro TLC bilateral  que sólo ha contribuido al aumento sostenido de nuestro intercambio comercial; semanas después viajamos a Chile con la Canciller y Vicepresidenta Isabel de Saint Malo en una agenda oficial intensa que incluyó una reunión con la Presidenta de la República y, en abril de este año 2017, el Presidente Varela realizaba en Chile la primera visita oficial  a un país sudamericano en una misión que cubrió todos los ámbitos, incluyendo visitas a los puertos de Valparaíso y San Antonio, además por cierto de reuniones de trabajo con la Presidenta, altas autoridades, empresarios y académicos, entre otros sectores.

Con todo, y más allá de estas acciones, Chile refuerza día a día su compromiso de cooperación en el desarrollo de políticas públicas en logística, infraestructura portuaria y conectividad multimodal con Panamá.

Lo hacemos conscientes de que el Canal, y la ACP, son motivo de orgullo no sólo para Panamá, sino para Chile, la Región y el mundo y que una labor diplomática moderna e innovadora, que a mí me gusta denominar “Diplomacia 3.0”, debe concentrarse en agregar valor público al trabajo del sector privado y, que en el caso del Canal, tiene varios desafíos en desarrollo como es enfrentar la consolidación de la industria naviera y prospección de nuevas inversiones en las zonas adyacentes del Canal Ampliado, entre otras cosas.