29 de Nov de 2022

Economía

Baja previsión de crecimiento mundial al 2.6%

Las tensiones frenarán las inversiones en los países emergentes, vaticinó el Banco Mundial, que aseguró, además, que el impulso económico continuará siendo ‘débil' al menos hasta el otro año

Baja previsión de crecimiento mundial al 2.6%
Las tensiones comerciales y la incertidumbre pasarán factura al crecimiento económico en 2019.

Los números siguen ajustándose a la realidad. El Banco Mundial estimó en sus últimas previsiones que el crecimiento económico mundial sería de 2.6% en 2019, un punto más bajo de lo previsto. Para 2020 auguran un 2.7%

También espera que el crecimiento en las economías emergentes y en desarrollo se estabilice el próximo año a medida que algunos países dejen atrás períodos de tensión financiera. Para 2020 se proyecta un 2.7%. Sin embargo, afirman que ‘el impulso económico continuará siendo débil'.

El crecimiento de las economías emergentes y en desarrollo se ve limitado por el ‘poco dinamismo de la inversión, y los riesgos se orientan a la desaceleración económica', plantea el banco en su informe ‘Perspectivas económicas mundiales: Altas tensiones, escasas inversiones', de junio de 2019.

Los riesgos que citan incluyen el aumento de las barreras comerciales, las nuevas tensiones financieras y la desaceleración ‘más pronunciada' en varias de las principales economías.

‘En la actualidad, el impulso económico sigue siendo débil, en tanto que los elevados niveles de deuda y el escaso crecimiento de la inversión en las economías en desarrollo están impidiendo a los países lograr su potencial. Así, urgen a los países a llevar a cabo ‘reformas estructurales' importantes para mejorar el clima de negocios y atraer inversión.

También dicen que los países deben ‘priorizar la gestión y la transparencia de la deuda, de modo que el nuevo endeudamiento contribuya al crecimiento y fomente la inversión'.

Alerta de sobreendeudamiento

El Banco Mundial levanta alertas importantes en su informe. Una de ellas es el riesgo al sobreendeudamiento. Plantean que el endeudamiento ha aumentado ‘considerablemente' en las economías emergentes, debido a que muchos topes de deuda pública se han reducido.

El organismo advierte a los países que deben lograr un cuidadoso equilibrio entre contraer deuda para promover el crecimiento y evitar los riesgos relacionados con el sobreendeudamiento.

‘En el actual entorno de bajas tasas de interés y un crecimiento débil, el endeudamiento público adicional puede parecer una opción atractiva para financiar proyectos de fomento del crecimiento', dijo el director del Grupo de Análisis de las Perspectivas de Desarrollo del Banco Mundial, Ayhan Kose.

La región de América Latina atenuará su crecimiento, que solo será de 1.7% en 2019 por las difíciles condiciones en varias de las principales economías. En 2020 repuntaría al 2.5% con la ayuda de inversión fija y el consumo privado.

‘Sin embargo, tal como lo ha demostrado reiteradamente la larga historia de crisis financieras, la deuda tiene su precio',

AYHAN KOSE

DIRECTOR DEL GRUPO DE ANÁLISIS DE BM