06 de Oct de 2022

Economía

Singapur desbanca a Hong Kong como el principal centro financiero asiático

Hasta ahora tercer 'hub' financiero global y primero asiático, Hong Kong ha caído a un cuarto puesto en el último índice de Global Financial Centres. Singapur está en el tercer lugar

Singapur ha adelantado a Hong Kong como el principal centro financiero de Asia, y se sitúa como el tercero en el mundo, según el último informe de Global Financial Centres Index, una de las fuentes de referencia de clasificaciones en este sector, que sitúa a Nueva York y Londres en los primeros puestos.

Hasta ahora tercer "hub" financiero global y primero asiático, Hong Kong ha caído a un cuarto puesto en el último índice de Global Financial Centres, publicado este jueves, que justifica la decisión en el efecto de la política de covid cero marcada por Pekín en la ex colonia británica y el éxodo de talento producido en consecuencia.

Centro financiero de Singapure.
Centro financiero de Singapur.Pixabay

Singapur, al contrario, que mantuvo una política de cierre de fronteras estricta hasta comienzos de este año, y ha alcanzado actualmente una situación de práctica normalidad y apertura, ha logrado reponerse del envite pandémico y este año espera recibir más de 4 millones de visitantes.

La ciudad-Estado asiático celebra este año reuniones de alto perfil, como el Diálogo Shangri-La, que tuvo lugar en junio y es el foro de Defensa más importante de Asia; la conferencia global de consejeros delegados de Forbes; y el Singapore Grand Prix de Fórmula Uno, que llegará a la isla a finales de mes.

El país asiático, que subió tres posiciones desde el ranking anterior, ha competido siempre con Hong Kong en ser el principal centro de finanzas regional, algo que hasta hace poco parecía lejos de su alcance, debido al mayor poderío del parqué honkongés y el acceso único a China que ofrece la excolonia británica.

Las ciudades chinas de Shanghái, Pekín y Shenzhen se mantienen entre los diez primeros puestos, pese a las draconianas medidas contra la pandemia de covid 19 que Pekín todavía impone dentro del país, aislado en la práctica del resto del mundo.