Temas Especiales

27 de Nov de 2020

América

Secuestro de un general deja en suspenso el proceso de paz

El presidente Juan Manuel Santos suspendió la negociación hasta que los guerrilleros liberen al general Rubén Alzate

Secuestro de un general deja en suspenso el proceso de paz
El general Rubén Darío Alzate (i) fue secuestrado por el Frente 34 de las FARC, según un soldado que logró huir a la emboscada.

El Gobierno colombiano suspendió las negociaciones de paz con las FARC en reacción al secuestro de un general de Ejército, en la peor crisis desde el inicio de los diálogos hace dos años y poniendo este lunes una fuerte presión sobre esa guerrilla para su liberación, según indicó la agencia AFP .

El presidente Juan Manuel Santos ordenó a sus negociadores no viajar a Cuba para los diálogos que debían reiniciarse hoy con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), en un proceso de paz que se desarrolla en La Habana desde el 19 de noviembre de 2012 y que buscaba poner fin a un conflicto de medio siglo que ha dejado más de 20,000 muertos.

‘Es un secuestro totalmente inaceptable’, señaló Santos la medianoche del domingo, y exigió la liberación ‘cuanto antes’ del brigadier general Rubén Alzate, capturado en la tarde en una zona rural cercana a Quibó, capital del departamento del Chocó (oeste), junto al cabo primero Jorge Rodríguez y la abogada Gloria Urrego, durante un desplazamiento de civil para la supervisión de un proyecto energético.

‘Se suspende esta negociación hasta tanto no se aclare y se liberen estas personas’, afirmó el presidente tras una reunión de urgencia con la cúpula militar en el ministerio de Defensa en Bogotá.

El mandatario dispuso el despliegue de las ‘operaciones necesarias’ para rescatar a los rehenes. El Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) también fue convocado para oficiar de eventual mediador con las FARC, anunció el ministro de Defensa, Juan Carlos Pinzón.

Pinzón viajó este lunes al Chocó, donde además de las FARC operan otros grupos ilegales, como el guevarista Ejército de Liberación Nacional (ELN) y la banda criminal ‘Clan Úsuga’, surgida tras la desmovilización de paramilitares de extrema derecha entre 2003 y 2006.

LAS FARC INSINUAN QUE EL GENERAL SE ENTREGÓ

Por su parte, los guerrilleros señalaron ayer en un editorial publicado en una página web que el general Rubén Darío Alzate se entregó a ‘un supuesto comando’ guerrillero y afirmaron que existe un boicot para acabar con el proceso de paz que se lleva a cabo en La Habana, informó la agencia Efe .

‘La sospechosa y poco clara entrega del ‘chacho’ de la guerra contrainsurgente imperial en Colombia, el general Rubén Darío Alzate, ha llevado al presidente Santos a suspender las conversaciones en La Habana’, dice el editorial publicado en Anncol , un medio digital manejado por las FARC.

Alzate, comandante de la Task Force TITÁN, con 31 años de experiencia en combate, lancero, con especializaciones en Militar Police nacional e internacional y doctor en Militar Science, no pudo haberse introducido desarmado y sin escoltas en una zona dominada por las FARC si no hubiera una intención, señalan.

El editorial habla así de un supuesto boicot al proceso de paz y acusan de estar detrás del mismo al expresidente Álvaro Uribe, quien dio la primera versión de los hechos el domingo, incluso antes que el propio Gobierno.

Por su parte, la delegación guerrillera en La Habana indicó que para hoy convocarán a los medios de comunicación presentes en la isla para pronunciarse sobre la suspensión del diálogo.

UE EXIGE LIBERACIÓN ‘SIN CONDICIONES’

La Unión Europea (UE) pidió este lunes a las FARC que liberen ‘de inmediato y sin condiciones’ a los militares y la abogada.

‘El secuestro del general del Ejército colombiano y de las otras dos personas en el departamento del Chocó pone seriamente en riesgo las negociaciones de La Habana’, indicó Catherine Ray, portavoz de la jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini.

URIBE CRITICA LOS ‘GESTOS DE PAZ’ DEL GOBIERNO

El expresidente y actual senador, Álvaro Uribe, afirmó que ‘para el terrorismo los gestos de paz del Estado no son generosidad sino debilidad que aprovechan las FARC para avanzar en su designio criminal’.

‘Mientras el Gobierno, sus voceros políticos y periodísticos proponen ampliar el concepto de delito político para amparar la impunidad del secuestro, narcotráfico y otros crímenes, el terrorismo responde con el secuestro de civiles, soldados y del General Alzate’, remarcó Uribe.

Además, el exmandatario pidió a la comunidad internacional a exigir a las FARC el cese unilateral de las hostilidades. ‘La comunidad internacional, que tanto ha apoyado los diálogos con la FARC, debería exigir a esta agrupación terrorista el cese unilateral de actividades criminales, tanto las que afectan a la población civil como a los miembros de las Fuerzas Armadas’, manifestó Uribe, quien está a favor de volver a una estrategia ofensiva para lograr el fin del conflicto armado.