La Estrella de Panamá
Panamá,25º

17 de Oct de 2019

América

EEUU acusa a hondureño de lavar dinero de sobornos a funcionario de Honduras

El acusado conspiró supuestamente con su hermano Mario Zelaya, quien está en prisión en Tegucigalpa por su papel en el millonario desfalco al IHSS, con el fin de "lavar más de 1,3 millones de dólares en pagos de sobornos", según el comunicado

Imagen ilustrativa.

Un ciudadano hondureño fue detenido hoy en Luisiana (sur de EE.UU.) y acusado de 12 cargos por su supuesta conspiración para lavar más de 1,3 millones de dólares en sobornos a su hermano, el exdirector del Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS) Mario Zelaya, encarcelado por un millonario desfalco.

Según informó en un comunicado el Departamento de Justicia estadounidense, un jurado federal de investigación en el Distrito Este de Luisiana reveló hoy los cargos contra Carlos Alberto Zelaya Rojas, de 47 años, que residía en la zona de Nueva Orleans.

El acusado conspiró supuestamente con su hermano Mario Zelaya, quien está en prisión en Tegucigalpa por su papel en el millonario desfalco al IHSS, con el fin de "lavar más de 1,3 millones de dólares en pagos de sobornos", según el comunicado.

"Éstos sobornos fueron pagados por dos empresarios hondureños para el beneficio del director ejecutivo (del IHSS, Mario Zelaya). A continuación, los fondos se lavaron y enviaron al área de Nueva Orleans mediante transferencias bancarias internacionales y se usaron para comprar bienes inmobiliarios", señala la nota.

Esas propiedades se compraron en la zona de Nueva Orleans, y Carlos Zelaya las puso en alquiler, según la acusación.

"Carlos Zelaya también usó la posición de su hermano, que tenía un alto cargo gubernamental, para beneficiarse de lucrativos contratos del Gobierno hondureño, y después lavó los fondos malversados y los desvió al área de Nueva Orleans", agrega.

El acusado fue detenido hoy y compareció para una audiencia inicial ante el juez federal Daniel E. Knowles III, quien ordenó que permanezca bajo custodia de las autoridades hasta este jueves, cuando se producirá su audiencia de detención.

El caso del desfalco al Seguro Social hondureño, descubierto en 2014, salpica a los últimos tres Gobiernos, a empresarios, políticos, periodistas y modelos, y ha provocado el encarcelamiento de Mario Zelaya junto a dos exviceministros y otras cinco personas.

Carlos Zelaya también está acusado de romper una orden judicial que le impedía gastar el dinero del alquiler de los inmuebles que había adquirido con los fondos provenientes de actividades corruptas, y de mentir al Gobierno estadounidense sobre el origen del dinero que usó para comprar esas propiedades.

Además, el acusado supuestamente "cometió perjurio cuando mintió a un juez federal del Distrito Este de Luisiana sobre los ingresos del alquiler".

Los cargos contra Carlos Zelaya resultan de una investigación en las oficinas de Nueva Orleans en Miami de la Oficina de Inmigración y Control de Aduanas de EEUU (ICE), junto con la división criminal del Departamento de Justicia, que busca incautar los fondos y, "si es apropiado", repatriarlos a Honduras.