Temas Especiales

17 de May de 2022

América

Defensora de DDHH denuncia que la Policía de Nicaragua dirige el acoso a los abogados

Los activistas de derechos humanos han denunciado un aumento del acoso contra los abogados de "presos políticos" en las últimas semanas

Defensora de DDHH denuncia que la Policía de Nicaragua dirige el acoso a los abogados
La abogada Aura Estela Alarcón, defensora de presos políticos, habla ante los medios este lunes, en Managua, Nicaragua.

Una defensora de los derechos humanos denunció este lunes que la Policía de Nicaragua está a cargo de dirigir el acoso y agresiones contra los abogados de "presos políticos" y opositores, en medio de la peor crisis sociopolítica del país en décadas.

La abogada Aura Estela Alarcón, integrante de la Unidad de Defensa Jurídica, hizo la denuncia luego de que un jefe policial protegió en su despacho, según afirmó, a grupo de personas que minutos antes la habían asaltado frente a una treintena de agentes que le negaron el auxilio, el 19 de agosto.

"He decidido hacer la denuncia pública, porque los hechos me afecta, no solamente a mí, sino también al grupo de colegas que nos dedicamos a defender los derechos de otras personas", dijo Alarcón, en conferencia de prensa.

Los activistas de derechos humanos han denunciado un aumento del acoso contra los abogados de "presos políticos" en las últimas semanas.

"Hemos venido registrando una escalada en la represión hacia los defensores, y eso evidencia la coartación de nuestros derechos, es realmente preocupante", dijo la también abogada de la Unidad de Defensa Jurídica, Alexandra Salazar.

El caso más sobresaliente de agresiones hacia abogados que defienden a "presos políticos" u opositores es el juicio contra la defensora María Oviedo, por obstrucción de funciones y agresión a la autoridad, aunque los expertos han señalado que ella fue víctima de trato abusivo por agentes policiales.

Alarcón afirmó que, cuando fue a denunciar su caso a la estación policial del Distrito I de Managua, observó que sus agresores y dos conocidas sandinistas estaban con sus pertenencias dentro del despacho de un jefe policial de apellido Ramírez, pero este "las acuerpó".

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) han advertido que, tanto Oviedo como el resto de abogados defensores, están protegidos por medidas cautelares extendidas por el organismo, pero hasta ahora el Gobierno no ha brindado la protección debido a los profesionales.

El letrado del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh) Norlan Gómez afirmó que prácticamente "todos los abogados defensores de presos políticos y de derechos humanos han sido víctimas de una serie de actos de hostigamiento".

Según Gómez, "el objetivo es que los defensores tengamos miedo y que, por supuesto, dejemos el trabajo que estamos haciendo".

Alarcón ya había sido agredida por grupos oficialistas el 23 de septiembre y el 16 de marzo pasados, y a pesar de que en una de esas fue embestida por un automóvil, las autoridades no recibieron sus denuncias.

Las agresiones contra defensores de los derechos humanos se dan en medio de una crisis que ha dejado cientos de muertos, presos y desaparecidos, así como decenas de miles de personas en el exilio.

Según la CIDH al menos 328 personas han muerto en el marco de la crisis desde el estallido sociopolítico contra el presidente Daniel Ortega, el 18 de abril de 2018.

Organismos defensores de los derechos humanos locales cuentan hasta 595 muertos en 16 meses, aunque el Gobierno admite 200.

La CIDH sostiene que el Gobierno de Nicaragua ha cometido crímenes "de lesa humanidad" en el marco de la crisis.