Panamá,25º

10 de Dec de 2019

América

La Cruz Roja envía segundo avión con ayudas a Bahamas tras el paso de Dorian

De las 43 muertes, 35 ocurrieron en las islas Ábaco y 8 en Gran Bahama, ubicadas en el norte del archipiélago y las más afectadas por el huracán

El material, que llegará previsiblemente en horas de la tarde a la capital, Nassau, está calculado para 750 familias.

La Cruz Roja envió este sábado desde Panamá un segundo avión de ayuda humanitaria con artículos de primera necesidad a Bahamas, donde el paso del destructivo huracán Dorian ha dejado al menos 43 muertos y centenares de desaparecidos.

"Llevar ayuda a las personas necesitadas es nuestra prioridad número uno. Estamos haciendo todo lo posible para llegar a lugares de difícil acceso", indicó a Efe la federación, cuya sede para Latinoamérica se encuentra en Panamá.

El material, que llegará previsiblemente en horas de la tarde a la capital, Nassau, está calculado para 750 familias y consiste principalmente en lonas, mantas, bidones de gasolina, kits de higiene personal, herramientas y kits de cocina.

"Las carreteras y la infraestructura de telecomunicaciones están dañadas, pero los equipos de la Cruz Roja están trabajando las 24 horas para responder a esta tormenta devastadora", agregó el movimiento, que el jueves envió un primer avión cargado con 38 toneladas de artículos de primera necesidad también desde Panamá.

La Federación Internacional de la Cruz Roja y la Media Luna Roja es una de las agencias internacionales encargadas de gestionar el Centro Logístico Regional de Asistencia Humanitaria de Panamá, un centro de distribución de ayuda único en el continente americano y con una capacidad de almacenamiento de 12.000 metros cuadrados.

Los otros centros de distribución humanitaria global se encuentran en Dubái (Emiratos Árabes Unidos), Canarias (España), Brindisi (Italia) y Kuala Lumpur (Malasia).

El primer ministro de Bahamas, Hubert Minnis, elevó este viernes de 30 a 43 la cifra provisional de muertos por el destructor impacto del huracán Dorian por el archipiélago el pasado fin de semana y alertó de que podrían ser muchos más dado el alto número de desaparecidos.

De las 43 muertes, 35 ocurrieron en las islas Ábaco y 8 en Gran Bahama, ubicadas en el norte del archipiélago y las más afectadas por el huracán, que las impactó con categoría 5 -la máxima en la escala de intensidad Saffir-Simpson- y con vientos máximos sostenidos de hasta 295 kilómetros por hora.

En un fenómeno inusual para este tipo de tormentas, Dorian se quedó prácticamente inmóvil sobre estas islas caribeñas durante cerca de 36 horas, generando un gran caos y destrucción.

Según reportes de los medios locales bahameños, cientos de sobrevivientes del huracán se agolpan en los terminales aéreos y marítimos de estas islas tratando de evacuar en dirección a Nassau.

Dorian tocó este viernes tierra en Carolina del Norte debilitado a categoría 1 y tiene previsto impactar la tarde del sábado en Nueva Escocia (Canadá) con vientos máximos sostenidos de hasta 150 kilómetros por hora.