Temas Especiales

31 de Mar de 2020

América

Por primera vez, Nicaragua da seguimiento a siete sospechosos de COVID-19

La también primera dama, mencionó que los sospechosos "permanecen con todos los cuidados y los monitoreos indispensables"

Vista general de la avenida de Bolívar a Chávez, con poco tráfico vehicular este domingo, en Managua (Nicaragua).
Vista general de la avenida de Bolívar a Chávez, con poco tráfico vehicular este domingo, en Managua (Nicaragua).Jorge Torres | EFE

El Gobierno de Nicaragua informó este martes que, por primera vez, está dando seguimiento a siete personas sospechosas de portar el COVID-19, quienes tuvieron contacto con uno de los dos casos registrados como positivos hasta ahora en el país centroamericano.

"Hay siete personas asintomáticas, sin síntomas, que tuvieron contacto con el caso número dos, o viajaron recientemente e ingresaron a nuestro país, por esa precaución extrema que debemos tener para protegernos a todos, el Ministerio de Salud ha ubicado en seguimiento cercano, responsable, cuidadoso", dijo la vicepresidenta Rosario Murillo, en una alocución.

La también primera dama, mencionó que los sospechosos "permanecen con todos los cuidados y los monitoreos indispensables", pero no indicó si permanecen bajo cuarentena.

Murillo ha sostenido que el Gobierno de su esposo, Daniel Ortega, no tiene planificado establecer cuarentenas, no obstante, desde ayer admitió que ha “orientado” a quienes llegan de países afectados con COVID-19 se mantengan aislados por 14 días.

El Gobierno de Nicaragua no admitía tener más de cinco casos sospechosos hasta ayer lunes, cuando un alto funcionario del Ministerio de Salud reveló que han tratado con unos 200 posibles portadores del COVID-19, de los cuales solamente dos han resultado positivos.

Murillo reiteró que Nicaragua no presenta muertos a causa de la pandemia.

Asimismo celebró que los funcionarios del Gobierno y militantes sandinistas, quienes se reúnen cada semana en actividades partidarias, han ido a las casas de 892.453 familias desde el viernes pasado, para compartir sobre el COVID-19.

"Nos han recibido con cariño", dijo la primera dama, al referirse a los enviados gubernamentales.

Las palabras de la vicepresidenta contradijeron las quejas y vídeos colgados por algunos nicaragüenses en internet, en los que muestran rechazo hacia los visitantes, a quienes les recriminan que "andan regando el coronavirus".

La grieta entre Ortega y una aparente mayoría de nicaragüenses parece haberse ensanchado en medio de la pandemia, por la falta de medidas de prevención social que reclaman diversos sectores al Gobierno.