18 de Sep de 2021

América

Deslizamientos de tierra provocan graves daños en el volcán de San Vicente

Un equipo de emergencias pudo rescatar a familias de dos casas destruidas por deslizamientos de tierra

Panorama en San Vicente y Granadinas tras la erupción del volcán La Soufriere.
Panorama en San Vicente y Granadinas tras la erupción del volcán La Soufriere.EFE

Los deslizamientos de tierra y avalanchas de lodo registrados este viernes a causa de las fuertes lluvias en áreas cercanas al volcán La Soufriere, ubicado en el territorio caribeño de San Vicente y las Granadinas, provocaron graves daños en viviendas de las zonas afectadas por la erupción, que de forma intermitente ha castigado este pequeño archipiélago desde el pasado día 9.

Las autoridades locales informaron que el sistema meteorológico presente desde hace días en buena parte de la región caribeña produjo devastadores flujos de lodo y deslizamientos de tierra que destruyeron propiedades y hogares, sumándose a los miles de refugiados a causa de las erupciones del volcán La Soufriere.

Equipos de rescate encontraron dificultades para acceder a áreas cercanas a las zonas naranja y roja de peligro, donde los deslizamientos de tierra y las rocas dejadas por los flujos de lodo bloquearon las rutas de entrada.

Un equipo de emergencias pudo rescatar a familias de dos casas destruidas por deslizamientos de tierra.

Una de las familias estaba compuesta por seis miembros y la segunda por idéntico número, incluido un bebé de 3 meses.

El informe de otros equipos sugiere una devastación masiva de terrenos y casas, aunque se cree que las personas habían sido evacuadas previamente antes de la primera erupción volcánica a principios de este mes.

Los científicos que siguen la evolución del volcán La Soufriere informaron que las fuertes lluvias combinadas con los deslizamientos de lodo del volcán hicieron que el sistema meteorológico sea mucho más destructivo.

Advirtieron que el volcán, que continuaba produciendo lodo, continúa suponiendo peligro a pesar de que la actividad sísmica sigue siendo baja desde el temblor asociado con la explosión y el escape de cenizas hace más de una semana.

Dijeron que en las últimas 24 horas a penas se han registrado movimientos sísmicos y que han sido de mínima intensidad.

El Centro de Investigación Sísmica (SRC) de la Universidad de las Indias Occidentales (UWI) detalló que las estaciones sísmicas continuaron registrando señales de múltiples lahares (flujos de lodo) durante las fuertes lluvias.

“Los lahares son una mezcla densa y rápida de rocas, cenizas, vegetación y agua que se origina en un volcán. Algunos de estos, calientes y visiblemente humeantes, derribaron tanto árboles como casas", alertó el SRC.