Temas Especiales

26 de Feb de 2021

Mundo

Voces de alerta

Las voces de alerta sobre la necesidad de una convergencia hacia el centro están hoy dándose en todos los Continentes.

Las voces de alerta sobre la necesidad de una convergencia hacia el centro están hoy dándose en todos los Continentes.

Ya no solo son los pobres de los países empobrecidos sino los pobres de los países ricos los que exigen en las calles un alto a tanto daño y farsa.

La señora de Clinton habló de recortar ‘ayudas’ financieras. Están en crisis, pero le quitan a quienes no deben. Durante 30 años financiaron con 1,500 millones anuales a Mubarak y sus jefes militares, mientras a Bolivia la ‘sancionaron’, violando EEUU otro Acuerdo vigente con los países de la CAN y, le entregan a España un tesoro en monedas de oro y plata que no les pertenece.

Los países europeos que saquearon países indoamericanos no solo no han devuelto o pagado lo que se llevaron, sino que continúan con las mismas prácticas. Por dignidad y en derecho, España debe devolver el tesoro que acaba de recuperar de EEUU a sus legítimos dueños de donde se lo apropiaron.

El país más poderoso del mundo y sus socios de Europa y norte de África continúan cercenando vidas inocentes, incluidas las de sus propios soldados. ¿Qué clase de seres humanos son estos gobernantes y cuerpos de ‘inteligencia’? ¿Acaso la ONU solo existe para avalar masacres e ignorar abusos? Algunos desubicados, otros pagados, están contra la CELAC, organismo imprescindible para lograr justicia, independencia y paz.

Pero la insensatez no para allí. Abundan los salarios de hambre e injusticias sociales en educación y salud, así como el exterminio de los pueblos originarios y países enteros con engaños y subterfugios. La Iglesia católica, cabeza visible del cristianismo, es invitada a mediar cuando explotan las crisis por la inoperancia de la institucionalidad y los abusos, siendo ella testigo mudo o que se manifiesta a destiempo de las injusticias.

Algunos gobiernos no toman en cuenta la realidad ni la teología indígena ni sus culturas y derechos ni se les respetan sus valores y dignidad. La cosmovisión no acepta la forma de ver y el concepto de vida de las tribus aborígenes que aún sobreviven. No son tomados como protagonistas de su existencia y destino, tampoco en las supuestas ‘consultas’ y decisiones.

Los conflictos hidroeléctricos son comunes en varios países. En Colombia la hidroeléctrica El Quimbo (río Magdalena) está acabando con los ‘campesinos’ del área que están siendo despojados de su subsistencia. En Panamá este negocio dañaría su existencia y recursos sagrados de la cultura ngöbe buglé. El concepto de desarrollo humano no es igual para todos los habitantes de un mismo país ni se equipara con desarrollo económico. ‘No es el mismo lenguaje aunque sea un mismo idioma’, así lo describe un sacerdote que convive a diario con esta tribu. ‘La cultura y conducta de los ‘indios’, por ser diferente, NO es mala, al contrario, es una riqueza que nos ha servido para conservar lo que aún tenemos’ agrega. Tratar de hacerlos ver como enemigos del desarrollo e ignorantes, no solo es injusto sino falso.

MUNDO EN MARCHA