Temas Especiales

14 de Apr de 2021

Mundo

Sacerdote confiesa que se casó con un musulmán por caridad

El sacerdote católico Donald Minchew contrajo una 'unión civil' con  Mustajab Hussain el 28 de julio de 2008

Sacerdote confiesa que se casó con un musulmán por caridad
Donal Michew.

Lo que pareció un acto de buen fe para un sacerdote en Reino Unido de casarse con un musulmán para ayudarlo a conseguir trabajo, se convirtió no solo escándalo en la comunidad religiosa en Londres, sino de otras partes del mundo.

Se trata del caso de un exclérigo anglicano que ahora es sacerdote católico y que contrajo matrimonio con un emigrante musulmán paquistaní para que este obtuviera el permiso para trabajar en el Reino Unido.

El sacerdote  Donald Minchew contrajo una 'unión civil' con  Mustajab Hussain el 28 de julio de 2008 para ayudarle a obtener un permiso laboral en el Reino Unido.

No obstante, en aquel momento aún era un clérigo anglicano: se convirtió en católico en el año 2012 después de atacar a la Iglesia de Inglaterra por "perder los valores tradicionales", en particular por permitir a las mujeres ser sacerdotes.

El asunto se hizo público después de que el diario Daily Mail' diera a conocer este domingo una investigación al respecto.

El padre admite que el matrimonio fue falso, insistiendo en que en realidad los recién casados no son homosexuales sino viejos amigos, ya que sus padres sirvieron juntos en el Ejército durante la Segunda Guerra Mundial.

Además el sacerdote, de 66 años, ya estuvo casado anteriormente y tiene cuatro hijos con su exesposa ya fallecida. Por su parte Mustajab Hussain, de 32 años, también tiene una esposa que vive en Islamabad.

A diferencia de la Iglesia de Inglaterra, que no solo permite el matrimonio de sus vicarios sino también las uniones civiles con personas del mismo sexo si demuestran que su relación se basa en el celibato, la Iglesia católica no acepta el matrimonio en ninguno de los dos casos.

Ahora el sacerdote está suspendido del ministerio público, mientras su pareja enfrenta una posible deportación. El propio sacerdote también podría estár sujeto a una investigación.