Temas Especiales

06 de Apr de 2020

Mundo

China y América Latina, una relación “desigual”

El viaje de Li Keqiang fue fructífero sobre todo para Brasil

China y América Latina, una relación “desigual”
Casi el 90% de la inversión china entre 2010 y 2013 se dirigió a actividades extractivas.

La visita del primer ministro chino a América Latina, que terminó el martes en Chile, permitió afirmar una relación jugosa para la economía de esta región en desaceleración, pero que sigue siendo desigual.

El viaje de Li Keqiang fue fructífero sobre todo para Brasil, con el que selló acuerdos de inversión y cooperación por 53 mil millones de dólares, fundamentalmente en infraestructura.

Además de Chile, donde anunció la instalación del primer banco de liquidación en yuan de Sudamérica, Li también visitó Colombia y Perú.

En julio de 2014 fue el presidente chino el que recorrió Brasil, Argentina, Venezuela y Cuba, ilustrando el papel del gigante asiático como principal socio comercial de la región.

‘Xi Jinping fue muy claro sobre esto en los últimos meses: que China contribuirá con mucho más a la región, traerá miles de millones más en los próximos años, pese a la desaceleración del crecimiento en los dos lados del Pacífico', señaló a la AFP Margaret Myers, directora del programa China y América Latina del centro de estudios Diálogo Interamericano de Washington.

¿Cuál es el interés de la región para China? Que es una fuente casi inagotable de materias primas y recursos naturales. Al mismo tiempo, América Latina importa productos manufacturados chinos.

Y aunque la relación ‘sigue siendo desequilibrada', según Myers ‘hay una pequeña diversificación'. Pero esto todavía es insuficiente, lamentó la secretaria ejecutiva de la Comisión Económica para América Latina (Cepal), Alicia Bárcena.

‘Tan solo cinco productos, todos primarios, representaron 75% del valor de los envíos regionales a China en 2013. La inversión china en la región refuerza este patrón, ya que entre 2010 y 2013 casi 90% de ella se dirigió a actividades extractivas, particularmente minería e hidrocarburos', subrayó Bárcena.