Temas Especiales

31 de Oct de 2020

Mundo

ONU pide treguas de por lo menos 48 horas en Alepo

El organismo multilateral sostiene que son necesarias ‘pausas humanitarias semanales' para permitir la entrada de ayuda, evacuaciones médicas (...) y dar un respiro a los civiles atrapados en el conflicto

ONU pide treguas de por lo menos 48 horas en Alepo
Mujeres musulmanas portan pancartas contra la ‘Masacre en Alepo'.

La ONU anunció este viernes la puesta en marcha de una comisión para investigar el ataque perpetrado en septiembre contra un convoy humanitario de la organización y de la Media Luna Roja cerca de la ciudad siria de Alepo.

El equipo se encargará de determinar lo ocurrido y trasladará sus conclusiones al secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-moon, según dijo la organización en un comunicado. A partir de ese informe, corresponderá a Ban decidir los próximos pasos a tomar, señala la nota, en la que la ONU pidió colaboración a todos los países.

El ataque tuvo lugar el pasado 19 de septiembre, cuando 31 camiones con ayuda humanitaria se encontraban a unos kilómetros al oeste de Alepo, y en él murieron al menos 18 personas.

También sufrió daños un almacén utilizado por los equipos humanitarios y una clínica médica cercana, según Naciones Unidas.

EE.UU. AMENAZA A RUSIA

Dos días después de asegurar que suspendería la cooperación con Rusia sobre Siria si Moscú no tomaba acciones ‘de inmediato' para detener la ofensiva en Alepo, EE.UU. no ha cumplido todavía esa amenaza, pero está ‘muy cerca' de hacerlo, indicó un portavoz del Departamento de Estado, Mark Toner.

El suceso marcó el inicio de la Asamblea General de la ONU, donde Ban se refirió a él como un ataque "repugnante, salvaje y aparentemente deliberado", y exigió rendición de cuentas.

Además, disparó la tensión entre EE.UU.. y Rusia, después de que Washington acusara a Moscú de haber perpetrado el ataque o haber permitido a sus aliados sirios llevarlo a cabo.

EE.UU.. ha dicho contar con indicios claros de que se trató de un bombardeo aéreo, en una zona donde operan regularmente las aviaciones rusas y sirias.

Rusia, mientras, ha negado su responsabilidad y ha demandado una investigación ‘imparcial'.

Moscú ha distribuido imágenes en las que, asegura, puede verse cómo un vehículo yihadista equipado con un mortero de gran calibre escolta al convoy de Naciones Unidas y ha dicho que un dron estadounidense con capacidad para efectuar bombardeos fue detectado en esa zona.

El cruce de acusaciones entre las dos partes contribuyó a que fracasasen los intentos por revivir la tregua negociada a principios de mes por las dos potencias.

TREGUAS

Naciones Unidas volvió a reclamar un cese de las hostilidades en la ciudad siria de Alepo y subrayó que, como mínimo, es necesario establecer cada semana treguas humanitarias de 48 horas para asistir a la población.

El portavoz de la organización Stéphane Dujarric dijo que la ONU sigue recibiendo informes de bombardeos aéreos sobre la zona oriental de la ciudad -bajo control rebelde-, que han causado ‘bajas civiles' y dañado de forma "severa" infraestructuras como la red de agua o instalaciones médicas.

‘La ONU llama a un cese de hostilidades para detener los bombardeos indiscriminados y proteger a los civiles', dijo Dujarric.

Como ‘mínimo', señaló el portavoz, son necesarias ‘pausas humanitarias semanales de 48 horas para permitir la entrada de ayuda, evacuaciones médicas (...) y dar un respiro a los civiles'.

La ONU defiende desde julio pasado esas treguas temporales, una propuesta que quedó oscurecida con las negociaciones para un alto el fuego total y que este jueves volvió a poner sobre la mesa el jefe humanitario de la organización, Stephen O'Brien.

Tras una semana de tregua impulsada por EE.UU. y Rusia, el 22 de septiembre, el Ejército sirio, apoyado por la aviación rusa, reanudó su ofensiva en Alepo, en la que según la ONU han muerto al menos a 320 civiles, más de un centenar de ellos niños.

Dujarric declaró que los equipos de Naciones Unidas continúan listos para llevar ayuda a la zona tan pronto como las condiciones lo permitan y apuntó que se estima que unas 275,000 personas están ‘sitiadas' en la zona oriental de Alepo.