Temas Especiales

17 de Apr de 2021

Mundo

Erdogan detienen a opositores kurdos

Los atentados del 10 de diciembre han desatado detenciones masivas de opositores al gobierno turco, en particular contra la izquierda kurda

Erdogan detienen a opositores kurdos
Los ataques causaron 41 muertos y 155 heridos en la ciudad de Estambul.

La policía turca detuvo ayer a dos diputadas del izquierdista prokurdo Partido Democrático de los Pueblos (HDP), Çaglar Demirel y Besima Konca, aunque a esta última la ha liberado con cargo horas después, informó la agencia Anadolu.

Demirel, diputada en la provincia de Diyarbakir, y Konca, diputada en la provincia de Siirt, fueron detenidas por negarse a testificar ante el juzgado por causas pendientes. Ambas fueron arrestadas esta madrugada por la unidad antiterrorista de la policía al salir del Parlamento turco.

OFENSIVA DEL GOBIERNO

Hasta ayer el ejecutivo cifró en 568 las personas detenidas bajo la acusación de pertenencia a organización terrorista.

Los cargos contra los detenidos van desde pertenecer al PKK, apología del delito, propaganda e incluso insultar al presidente.

Konca fue puesta en libertad con cargos horas después, mientras Demirel aún permanece detenida.

Las dos diputadas están acusadas de pertenecer al proscrito Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK) y hacer propaganda del grupo.

Diez diputados del HDP, tercera fuerza en el Parlamento, permanecen en prisión preventiva acusados de ‘vínculos con una organización terrorista', en referencia a la guerrilla PKK.

Las detenciones también han afectado al ámbito local, con el arresto de más de cuarenta alcaldes, la mayoría afiliados al HDP o al también prokurdo Partido Democrático de las Regiones (DBP), que han sido reemplazados por gestores nombrados desde Ankara.

Por otro lado, según el ministro de interior, Süleyman Soylu, 372 miembros del HDP, entre ellos tres dirigentes de provincia, fueron detenidos ayer en reacción al atentado del sábado en Estambul en el que murieron 44 personas y que ha sido reivindicado por un grupo radical kurdo.

Según informó el periódico Evrensel, la operación policial se desarrolló en once provincias y también se incautaron ordenadores y documentación del partido.

En la provincia de Adana, en el sur del país, participaron 500 policías con blindados, vehículos antidisturbios y helicópteros.

La Fiscalía los acusa de hacer propaganda y ser miembros de la guerrilla PKK.