26 de Sep de 2022

Mundo

Irán, Rusia y Turquía reaniman proceso de paz sin Occidente

Están dispuestos a forjar un acuerdo de paz entre el régimen de Bachar al Asad y la oposición armada siria

Irán, Rusia y Turquía reaniman proceso de paz sin Occidente
Los cancilleres de Irán Mohamad Zarif (i), Serguéi Lavrov de Rusia (c) y Mevlut Cavusoglu (d) de Turquía en la histórica reunión tripartita de ayer.

Rusia, Turquía e Irán acordaron ayer relanzar el proceso de paz sirio sin contar con Occidente, cuyo primer paso sería propagar el alto el fuego en Alepo a todo el país árabe.

‘Hemos consensuado una declaración conjunta con medidas encaminadas a relanzar el proceso político con el fin de poner fin al conflicto sirio', afirmó el ministro de Exteriores ruso, Serguéi Lavrov.

Además de comprometerse a separar a las milicias rebeldes de los grupos yihadistas, están dispuestos a forjar un acuerdo de paz entre el régimen de Bachar al Asad y la oposición armada siria, y ser garantes de su cumplimiento.

Las consultas a tres bandas en Moscú entre los ministros de Exteriores y Defensa estuvieron marcadas por el asesinato el lunes en Ankara del embajador ruso, Andréi Kárlov, que fue tiroteado por un policía turco en venganza por el papel ruso en Alepo.

Pese al asesinato, el primero de un embajador ruso en el exterior en casi un siglo, Moscú decidió seguir adelante con la reunión, que el ministro de Exteriores turco, calificó de ‘decisiva' para el futuro político de Siria.

Tras el fracaso de la última iniciativa de paz ruso-estadounidense, el Kremlin decidió dar la espalda a Occidente y sacar del atolladero las negociaciones de Ginebra, estancadas desde abril pasado, con la ayuda de los aliados de Damasco (Irán) y la oposición siria (Turquía).

‘Todos los anteriores intentos de consensuar acciones conjuntas emprendidos por EE.UU. y sus socios estaban condenados al fracaso', subrayó el ministro de Defensa ruso, Serguéi Shoigu.

El primer paso fue la operación de evacuación de civiles y combatientes rebeldes de Alepo acordada por Moscú y Ankara -que concluirá en ‘uno o dos días', según Lavrov.