La Estrella de Panamá
Panamá,25º

18 de Oct de 2019

Mundo

Iglesias cristianas y municipio, enfrentados en Jerusalén

Las disputas entre las iglesias cristianas y la municipalidad de Jerusalén son dos

Iglesias cristianas y municipio, enfrentados en Jerusalén

En un movimiento sin precedentes, las Iglesias cristianas en Jerusalén cerraron de manera indefinida el Santo Sepulcro, a raíz de la decisión del gobierno israelí de hacerles pagar impuestos sobre bienes inmuebles, medida que también ha provocado reacciones a nivel internacional que piden una solución.

En este panorama, la jefa de la diplomacia de la Unión Europea, Federica Mogherini, señaló que espera ‘una solución rápida' para este problema. Otros países como Jordania y Líbano han criticado las acciones de Israel.

TENSIÓN

Las iglesias cristianas han cerrado la entrada al Santo Sepulcro

En este panorama la jefa de la diplomacia de la Unión Europea, Federica Mogherini, señaló que espera ‘una solución rápida' para este problema. Otros países de la región como Jordania y Líbano han criticado las acciones de Israel contra el cristianismo.

Las disputas entre las iglesias cristianas y la municipalidad de Jerusalén son dos: por un lado están las nuevas disposiciones para obligar a las Iglesias a pagar impuestos sobre bienes inmuebles del que estaban exentas históricamente, y por otro lado, una propuesta de ley que busca expropiar tierras en Jerusalén que fueron vendidas por las iglesias desde 2010, reporta la agencia Efe .

De acuerdo a la parte israelí las iglesias cristianas tienen una deuda de 185 millones de dólares con el municipio por ciertas propiedades -887 en total, según el diario The Times of Israel - que tienen un uso comercial.

Según el diario The Israel Hayom , solo la Iglesia católica adeuda unos 12 millones de dólares.

El alcalde de la urbe, Nir Barkat, asegura que tanto cristianos como musulmanes y judíos son tratados iguales bajo la ley. Así, lugares como el Santo Sepulcro ‘están exentos de impuestos municipales'.

No obstante, Barkat agrega que los hoteles y espacios de oficinas que son propiedad de las Iglesias cristianas no recibirán ese beneficio.

Rachel Azaria, la legisladora detrás de la ley que busca expropiar tierras vendidas por las iglesias cristianas, asegura que su legislación no busca quitarle propiedades a las instituciones religiosas.

Azaria indica que el enfoque de la ley se centra sobre grades extensiones de tierra alquiladas por las autoridades eclesiásticas a Israel después de 1948, reporta The Washington Post .

Dichas tierras pertenecen a la Iglesia Ortodoxa, que adquirió hace 200 años atrás para usos agrícolas, mucho antes de la existencia del Estado de Israel, informa la cadena CBN News .

Fleur Hassan-Nahoum, miembro del Ayuntamiento de Jerusalén, critica a las Iglesias por que estas claman que son perseguidas.

‘Esto no se trata de religión; esto es sobre dinero. La iglesia está tratando de obtener ganancias en millones a costa de miles de residentes de Jerusalén que podrían perder sus hogares', asegura Hassan-Nahoum.

En un período de diez años la Iglesia Ortodoxa ha vendido terrenos sobre las que se asientan cientos de bloques de apartamentos residenciales e instituciones nacionales a promotores privados.

El problema, señala Azaria, es que ‘estos propietarios privados ahora van donde las personas que viven en los apartamentos y les dicen que si no nos pagan medio millón de shekels (moneda israelí), perderás tu apartamento. Y eso no es justo'.

El patriarca de la Iglesia Ortodoxa en Jerusalén Teófilo III, dijo que la venta se realizó para poder financiar sus actividades diarias en Jerusalén.